TIKITAKAS

Irina Baeva dijo que le gustaría casarse con Gabriel Soto en una playa de México

La actriz de origen ruso comentó que debido a la pandemia de coronavirus y el exceso de trabajo de su prometido no han logrado concretar la fecha de la boda.

México
0
Irina Baeva dijo que le gustaría casarse con Gabriel Soto en una playa de México
Twitter

Irina Baeva dijo que todavía no tiene fecha para su boda con Gabriel Soto, aunque el actor ya le entregó el anillo de compromiso, dado a que continúa la pandemia de coronavirus en el país, a que Soto tiene trabajo y además esperan la visita de la familia de Baeva, que vive en Rusia, para la boda que será en la playa.

 “Ahora que él terminó de grabar estamos empezando a hacer los planes y organizándonos. Cuando tengamos algo se los compartimos”, dijo la actriz al programa Hoy.

Baeva explicó que su boda será en México; por ello, también esperan que su familia pueda viajar al país para acompañarla en una fecha tan importantes de la pareja, pues deben tomar en cuenta los protocolos sanitarios con respecto a la pandemia de la COVID-19.

“La familia de Gabriel es mucho más numerosa que la mía, por lo que se sería muy complicado que fueran a Rusia. La idea es hacer la boda en la playa, pero hasta el momento no tenemos nada de nada”, dijo.

Gabriel Soto cumplió 46 años

El pasado 17 de abril, Gabriel Soto festejó su cumpleaños número 46 junto a Irina, donde se mostró muy contento por su edad y orgulloso de sus canas, respondiendo a las críticas que tuvo hace tiempo sobre su edad.

Y sí, hoy es mi cumple. Llego a los 46 años con más canas, más arrugas, pero con más bendiciones, alegrías y motivos para dar GRACIAS y más GRACIAS a la vida. Gracias a todos los que me escribieron y felicitaron hoy, me siento halagado con tantas muestras de cariño.”

Por su parte, la actriz compartió cómo festejaron el cumpleaños de su novio. “Nosotros estuvimos en Houston porque tuvimos un evento, estuvimos trabajando, lo celebramos previamente con los amigos, estuvimos ahí, preparamos un pastel, luego hicimos una comida familiar ya en México, con sus hijas le preparamos otro pastel, preparamos otra sorpresa, le dimos su regalo, y todo, y no les voy a platicar qué es, porque la curiosidad mató al gato”, precisó.