Selección Mexicana

Raúl Jiménez: “Nos costó adaptarnos a Europa; hace falta confianza de los clubes”

El atacante estelar del Tri expresó que tanto él, como ‘Chucky’ Lozano y ‘Tecatito’’ Corona, necesitaron de mayor confianza en su calidad por parte de los equipos europeos.

Raúl Jiménez: “Nos costó adaptarnos a Europa; hace falta confianza de los clubes”
ERIC ALONSO MEXSPORT

Raúl Jiménez es actualmente el delantero estelar de la Selección Mexicana. Está llamado a llegar a un club de máxima categoría europea y ser el hombre encargado de los goles en la próxima justa mundial de Catar 2022. Pero para llegar al exitoso presente que vive, tuvo que sufrir en sus primeros años en el balompié europeo. Misma situación vivieron otros de los jugadores referentes del Tri, como Hirving ‘Chucky’ Lozano y Jesús Manuel ‘Tecatito’ Corona, con quienes actualmente protagoniza el tridente en ataque del representativo nacional.

Al respecto, Jiménez cree que el adaptarte y consolidarte en Europa no es solo cuestión de talento, también de confianza de los clubes europeos, entrenadores y gente involucrada en su crecimiento futbolístico, para detonar su calidad.

“Nos costó trabajo adaptarnos al futbol europeo. Me costó en el Atlético de Madrid, en Benfica nunca pude consolidarme, y ahora con Wolves lo estoy haciendo bien y de la mejor manera. ‘Chucky’ tuvo en la pasada temporada un año complicado, ahora está demostrado lo que puede hacer en Italia, siendo importante en su equipo y como titular. ‘Tecatito’, durante la pasada temporada, fue el mejor jugador de su liga. Es tener esa constancia, confianza de la gente y de tu equipo para poder rendir dentro del campo. A veces falta ese poco de confianza hacia los jugadores para poder explotar”, detalló el ‘9’ del Wolverhampton en Premier League, en entrevista radiofónica para Pasión W.

Su nuevo rol de líder en el Tri

El canterano del América expresó que, aunque no está acostumbrado a ser quien tome la voz mandante durante las charlas en el vestidor o en las arengas previas a cada juego, está puliendo dicho ámbito para ayudar y liderar a la actual generación de jóvenes en el representativo azteca.

“Estoy tranquilo, sereno de saber que me lo he ganado con base a esfuerzo y trabajo. Llevo prácticamente ocho años en Selección Mexicana, viniendo a todas las convocatorias y concentraciones, ya sea de Copa Oro, eliminatorias o de otros torneos. Creo que es a base de estar ahí, de seguirme mostrado en mi equipo, de hacer las cosas bien en mi club para que los llamados en Selección Mexicana sigan siendo constantes. Seguir enfocándome siempre al 100% en lo que me toca.

“Desde que empezó este proceso lo he estado intentando de cierta manera (mostrar su liderazgo ante el grupo). Tal vez no soy alguien que hable mucho a la hora de estar en el vestidor o antes del partido, pero sé que hay momentos también para hacerlo, tal vez en un mano a mano con alguien más o en grupo también, si se puede hacer. Se puede hacer de diferentes formas, pero hay que seguir puliéndolo para llegar a hacerlo bien”, explicó el campeón olímpico en Londres 2012.