CONADE

Conade operará el presupuesto de ProBeis, Conabox y Caminata

Los recursos de los que se nutrían las tres comisiones especiales eran controlados en la Secretaría de Educación Pública. Ahora, Conade fungirá como intermediario.

Conade operará el presupuesto de ProBeis, Conabox y Caminata
Osvaldo Aguilar MEXSPORT

La Oficina de Presidencia para la Promoción y Desarrollo del Béisbol (ProBeis), la Comisión Nacional de Boxeo (Conabox), y la Comisión de Caminata modificarán su esquema de financiamiento. El semanario Proceso adelantó que el presupuesto asignado a las tres comisiones especiales ya no estará alojado en la Secretaría de Educación Pública (SEP), sino en la Conade, decisión derivada de una reunión privada que sostuvieron el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, y la titular de la dependencia rectora del deporte nacional, Ana Gabriela Guevara.

AS ha podido confirmar la información a través de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte y averiguó, además, que la próxima semana se realizará una cumbre entre los involucrados para definir los protocolos, reglamentos de operación y cómo fluirán los recursos en beneficio de cada comisión. La reasignación del presupuesto es un hecho, pero el mecanismo aún está por establecerse. Esto supondrá un cambio notorio en el funcionamiento de las tres oficinas, que dependían de la Oficialía Mayor de la SEP y de convenios de colaboración con gobiernos estatales.

¿Cómo funcionaban antes?

ProBeis, Conabox y Caminata operaban con el mismo sistema: cada comisión disponía de un porcentaje de una partida presupuestaria de la SEP denominada 'Educación Física de Excelencia', con clave E068, a cargo de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría; las comisiones solicitaban a la Oficialía Mayor un determinado monto para invertirlo en alguno de sus programas, dicho trámite podía tardar meses; una vez liberado el recurso, la SEP lo trasladaba a los gobiernos estatales, a través de sus respectivos Institutos del Deporte. ProBeis, Conabox y Caminata actuaban como una suerte de 'testigos sociales', vigilaban la correcta aplicación del recurso en la instalación de gimnasios, construcción de escuelas, y compra de equipamiento, acciones que ellos mismos habían acordado con las administraciones locales.

El procedimiento tenía sus bemoles. En 2019, ni ProBeis, ni Cobabox pudieron ejercer la totalidad de sus recursos asignados. De hecho, hasta julio del año pasado, tres meses después de su inicio en funciones, ProBeis operó sin presupuesto. Tanto Edgar González, director de ProBeis, como Miguel Torruco, comisionado de boxeo, debieron acudir a sus propios bolsillos para mantener en movimiento el engranaje de sus oficinas en los primeros meses de encargo. AS reveló que la Oficina de Béisbol dejó en subejercicio un 20% del presupuesto y Boxeo apenas superó el 58%; ProBeis había recibido 350 millones de pesos y solo pudo utilizar 280; Conabox dispuso de 75 MDP y aplicó 44. Para 2020, la situación no será mejor para las comisiones, que verán recortados sus fondos: ProBeis partirá de 280 y Conabox y Caminata, de 60. El importe para el programa 'Educación Física de Excelencia' fue estipulado en 407 MDP, de acuerdo al Presupuesto de Egresos de la Federación 2020.

En tanto ninguna de las tres comisiones es una institución integrada a la estructura orgánica del Estado mexicano, el flujo de los recursos se atascaba en las carpetas de la Oficialía Mayor de la SEP. Ninguno de los tres entes está autorizado para gestionar y direccionar dinero público. La asunción de Edgar González a un cargo de dirección en la Secretaría de Educación Pública tenía como objetivo canalizar con mayor eficiencia el presupuesto a favor de los proyectos de ProBeis. El esquema no será el mismo ya. El presupuesto de Conade proviene, también, de la SEP. Muchos flecos quedan por cerrar. Como los recursos estaban colocados en un programa específico de la SEP ('Educación Física de Excelencia), la Conade deberá crear una nueva partida presupuestaria, a imagen y semejanza. ¿De qué subdirección de Conade dependería dicha partida? ¿Estarán a cargo de los recursos los mismos funcionarios que están bajo investigación de la Secretaría de Función Pública por un agravio de 50 MDP al erario público por las irregularidades detectadas en la administración del Fondo de Alto Rendimiento? ¿Quién fiscalizará los procesos? Las dudas comenzarán a aclararse la semana entrante.