JUEGOS PANAMERICANOS

Atletas recibirán dinero por subasta de casa de Zhenli Ye Gon

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que los 544 deportistas que participan en los Juegos Panamericanos recibirán $20,000 mensuales.

Luz Daniela Gaxiola y Jessica Salazar de México celebran su medalla de oro en ciclismo de los Juegos Panamericanos
Orlando Barría EFE

La sorpresa que el presidente Andrés Manuel López Obrador prometió a los atletas mexicanos que están compitiendo en los Juegos Panamericanos de Lima es un incentivo económico para que continúen su preparación. La oficina de la presidencia de la República destinará los recursos obtenidos de la subasta de la casa que pertenecía al empresario mexico-chino Zhenli Ye Gon, valuada en 95 millones de pesos, según el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes. El gobierno pronostica cosechar, al menos, 150 millones de pesos de la puja.

Todos los 544 integrantes de la delegación mexicana en Lima serán beneficiarios, aseguró López Obrador en su rueda de prensa matutina en Palacio Nacional. Cada atleta recibirá $240,000 durante un año a partir de su regreso de la justa continental; $20,000 mensuales. Además, el ejecutivo entregará bonos adicionales mensuales a los ganadores de medalla en Lima: $40,000 para quienes se colgaron el oro, $35,000 para las platas y $20,000 para los bronces.

Para evitar intermediarios y que el flujo pase por las federaciones deportivas que registran a cada deportista, el gobierno entregará los recursos directamente a los atletas, un método que imita otras políticas de repartición de apoyos federales de la actual administración, como los subsidios a padres de familia y estancias infantiles: "Buscamos impulsar el deporte y fortalecer la independencia de cada atleta, que sigan entrenando para lo que venga, que es Japón (los Juegos Olímpicos de Tokio 2020), para que tengan mejores resultados", expresó el mandatario.

Una casa con historia

En 2007, la Procuraduría General de la República (PGR; hoy, Fiscalía General de la Nación) incautó 207 millones de pesos que se encontraban en la residencia a subastar. El dinero, según las investigaciones, estaba ligado a un decomiso de 20 toneladas de pseudoefedrína en el puerto de Lázaro Cárdenas, Michoacán, realizado un año antes. El empresario sigue vinculado a proceso por 12 delitos graves, incluidos narcotráfico, lavado de dinero y posesión de armas prohibidas. El Estado mexicano tomó posesión de todas sus propiedades, incluida la mansión de la que saldrá el sustento para los atletas panamericanos. El inmueble será subastado el domingo 11 de agosto.