MUNDIAL 2018

La cronología de las opiniones sobre Juan Carlos Osorio

Juan Carlos Osorio, entrenador de México

HECTOR RETAMAL

AFP

El colombiano fue presentado como el entrenador de la Selección Mexicana el 14 de octubre de 2015. Tras la eliminación volvieron a variar los comentarios.

Ciudad de México

14 de octubre de 2015. Juan Carlos Osorio es presentado como el nuevo entrenador de la Selección Mexicana después de tres meses de caos: el despido de Miguel Herrera, el casting alrededor del mundo, la negativa de Bielsa, el interinato de cuatro partidos de Ricardo 'El Tuca' Ferretti, la clasificación in-extremis a la Copa Confederaciones de Rusia en el partido gracias a la volea de Paul Aguilar ante Estados Unidos. El annus horribilis del Tri terminó aquella tarde en el Centro de Alto Rendimiento de la Federación Mexicana de Fútbol.

"Agradecerle a la FMF por confiar en nostoros, por creer en nosotros. Entendemos la gran responsabilidad que hay con el gran pueblo mexicano", fueron las primeras palabras de Osorio investido de seleccionador nacional, antes de explicar su nexo con los connacionales en Estados Unidos durante su época como inmigrante: "Ahí reconocí que los mexicanos, como los colombianos, tenemos esa gran predisposición al sacrificio, a valorar nuestra familia y darlo todo por mejorar la vida familiar". Las opiniones oscilaron entre la bienvenida, la sorpresa, el beneficio de la duda y la suspicacia. 

El proceso transitó sin mayor obstáculo durante los primeros siete meses. Superó con contundencia los primeros cuatro partidos de la eliminatoria mundialista y rompió una maldición de 22 años sin victoria en Honduras al vencer 0-2 en San Pedro Sula. A la Copa América Centenario llegó con marca de ocho victorias, sin gol en contra. Después, dos victorias (Uruguay y Jamaica) y un emapte en la primera fase del torneo: líder de grupo. Todo era miel sobre hojuelas. La primera derrota fue la más catastrófica. La peor en la historia de la Selección Mexicana. 7-0 contra Chile en cuartos de final de la Copa. La debacle lo puso en el paredón, aunque hubo algo de condescendencia.

Osorio superó el terremoto y siguió al frente del timón. Después de la estrepitosa derrota siguió un proceso de expiación y el colombiano reapareció en público para el partido eliminatorio frente a El Salvador el 3 de septiembre de 2016, que terminó con victoria de 1-3 para el Tri. El colombiano encaminó la clasificación para el hexagonal final de Concacaf, que empezó el 11 de noviembre de 2016, otro parteaguas en su gestión. La victoria ante Estados Unidos en la ciudad maldita del fútbol mexicano, Columbus, le hizo recuperar gran parte del crédito perdido. La victoria más grande del Tri en los últimos años revitalizó su proceso.

La Selección Mexicana recuperó la estabilidad a inicios de 2017, acentuada por las victorias consecutivas en el hexagonal mundialista. 2-0 contra Costa Rica, 0-1 ante Trinidad y Tobago y 3-0 frente a Honduras. Y llegó la Copa Confederaciones, el ensayo general al Mundial de Rusia 2018. Y, pese al promisorio comienzo, con un meritorio empate contra Portugal y derrotar a domicilio a la anfitriona, llegó la segunda debacle: el 4-1 endosado por Alemania en Sochi.

A estas alturas, las suspicacias en contra del entrenador colombiano ya no cesarían. A pesar de los resultados en la eliminatoria, en la que logró el objetivo con tres jornadas de anticipación, las críticas contra el estilo de juego, las rotaciones y la lista final para encarar la Copa del Mundo, en la que dejó fuera a futbolistas del gusto público como José Juan 'Gallito' Vázquez, todo inclinó la balanza en su contra. Sin embargo, la victoria contra Alemania en el arranque de la Copa del Mundo de Rusia catapultó las loas hacia Osorio. "Genio", fue uno de los adjetivos que pulularon. Haber vencido 0-1 a Alemania, el vigente campeón del mundo, fue considerado como uno de los triunfos más importantes en la historia del fútbol mexicano. Una vez más, el termómetro había cambiado. El 'Fuera Osorio' recitado en el Estadio Azteca dio paso al cántico estilo 'Seven Nation Army': 'Eeeeeel Profe Osoriooooo'; y el colombiano se volvió objetivo de los caza-autógrafos. Durante el México vs Corea, partido de segunda jornada en Rusia 2018, el técnico fue uno de los más ovacionados por la afición. Una luna de miel que no había ocurrido en dos años y ocho meses.

Tras la derrota ante Suecia y la dramática clasificación a octavos de final de la Copa del Mundo, las dudas han vuelto. El partido contra Brasil dictará sentencia. El proceso de Osorio podría terminar al silbatazo final y las críticas se ensañarán de nueva y última cuenta con él. O bien, en caso de victoria, las alabanzas se perpetuarán por siempre y para siempre. Pero, si algo es seguro, es que la dialéctica opinativa terminará. Por fin habrá veredicto para con Osorio.

Finalmente, México cayó contra Brasil en lo que parece ser el final de la era Juan Carlos Osorio al frente de la Selección Mexicana. La derrota por marcador de dos goles contra cero, también recibió diferentes comentarios en las redes sociales, quizá de despedida para un hombre que falló al igual que el resto en avanzar al tan ansiado quinto partido. 

Algunos aprovecharon para volver a criticarlo y pedirle que abandone al Tri, otros fueron más equilibrados y decidieron no culparlo, pero tampoco alabarlo. Sin embargo, de igual manera hubo quien pidió su continuidad y que su proyecto se mantenga en el balompié mexicano. 

0 Comentarios

Normas Mostrar