Case Keenum y Nick Foles, héroes desconocidos en la Final de la NFC

Vikings-Eagles

Case Keenum y Nick Foles, héroes desconocidos en la Final de la NFC

Case Keenum y Nick Foles, héroes desconocidos en la Final de la NFC

Contra cualquier pronóstico, los quarterbacks suplentes de los Philadelphia Eagles y Minnesota Vikings tienen a sus equipos a un triunfo del Super Bowl LII.

No hay Aaron Rodgers ni Matt Ryan. Ahora tenemos a Case Keenum y Nick Foles. Bienvenidos a la nueva versión del Juego por el Campeonato de la Conferencia Nacional.

La última vez que estos equipos se enfrentaron fue en la Semana 7 de la temporada 2016 en el Lincoln Financial Field, y Philadelphia se impuso 21-10. El titular de Minnesota fue Sam Bradford y por Eagles, Carson Wentz.

Keenum y Foles fueron compañeros de equipo con los St. Louis Rams en 2015; Keenum reemplazó a Foles como titular durante aquella temporada de 7-9.

Ahora, tras un par de finales cardíacos en la Ronda Divisional, incluido el “Milagro de Minneapolis”, Keenum y Foles tienen a Vikings y Eagles a un triunfo del Super Bowl LII.

Filadelfia, primer sembrado en la NFC, jugó fenomenal a la defensiva en el triunfo sobre Atlanta, al permitir únicamente 281 yardas y un touchdown.

A la ofensiva, el coach Doug Pederson se puso creativo, particularmente usando al receptor Nelson Agholor en ciertas carreras, que tomaron con la guardia abajo a la defensiva de los Falcons. Seguramente Pederson tiene nuevos trucos para la defensiva de los Vikings, la mejor de la NFL.

Para la línea ofensiva de Filadelfia éste es un reto mayúsculo, en especial para el tackle izquierdo Halapoulivaati Vaitai, quien tendrá que lidiar todo el partido con Everson Griffen, dueño de 14 capturas de quarterback, incluidos Playoffs. Vaitai es un jugador de segundo año que sustituyó a Jason Peters (rodilla) en la Semana 7.

Andrew Sendejo, safety de los Vikings, entró al protocolo de conmociones, así que Harrison Smith y los linebackers Anthony Barr y Eric Kendricks podrían tener mucho trabajo en el centro del campo contra el ala cerrada Zach Ertz y los receptores Alshon Jeffery y Agholor.

Éste podría ser un juego de pocos puntos pues la defensa de Eagles sabe cómo presionar al quarterback y fue la mejor de la liga contra la carrera, al aceptar 79.2 yardas por juego (86 a los Falcons).

Mucha de esa presión a Keenum vendrá desde el corazón de la frontal de Eagles vía Fletcher Cox, uno de los defensivos más destructivos de la liga.

Stefon Diggs (el hombre del “Milagro de Minneapolis”) y Adam Thielen son los dos mejores receptores de los Vikings, y en el papel tienen ventaja sobre los esquineros de Filadelfia, Ronald Darby, Jalen Mills y Patrick Robinson.

Los ataques terrestres serán muy importantes en este duelo.

Por Eagles están Jay Ajayi, LeGarrette Blount y Corey Clement, que se combinaron para 78 yardas contra Atlanta y una anotación de Blount.

Los Vikings tienen a Latavius Murray y Jerick McKinnon, que generaron 84 yardas contra Nueva Orleans, con un touchdown cada uno.

El pick: esta serie está empatada 13-13, aunque en postemporada Eagles está 3-0 sobre Vikings. Foles y Keenum estarán frente a dos defensivas dominantes, así que su principal tarea será proteger el balón. Filadelfia está 8-1 esta campaña en casa, pero Minnesota (en su primer juego por el título de la NFC desde 1998) es un equipo más balanceado y sobre todo con mejor ataque terrestre, y esa será la diferencia. Los Vikings no sólo regresarán a su primer Super Bowl desde 1976 sino que se convertirán en el primer equipo de la historia que lo juega en su propio estadio. Vikings 23-21 Eagles

 

0 Comentarios

Normas Mostrar