LIGA MX

Pumas y América empatan en liguilla del Apertura 2021

Los de la UNAM no pudieron descifrar el acertijo que les plantó Santiago Solari y no hubo goles en el estadio Olímpico dejando todo para el partido de vuelta

Ciudad de México
0
Pumas y América empatan en liguilla del Apertura 2021
Adrian Macias MEXSPORT

Pumas y América empataron sin goles en el estadio Olímpico de CU, en la ida de los cuartos de final de la liguilla por el título del Grita México A21.

El superlíder de la competencia salió vivo de la cancha de los felinos, aunque con un estilo que dio mucho de qué hablar al ponderar el cero en su portería en lugar de abrir el juego.

El nerviosismo del americanismo en esta liguilla debe estar más ligado a la cobarde forma que ha decidido darle su actual técnico, muy lejana a su ADN, que a si son favoritos o no para levantar el título del Grita México A21.

Esta noche, en CU, Santiago Solari dejó claro que no le importa pasar por encima de la historia con tal de conseguir el objetivo del título. En pocas palabras, las formas no le interesan al argentino, solo los fondos.

Si hace unos días se mandó al paredón a Juan Reynoso, técnico de Cruz Azul, por regalar su juego de repechaje ante Monterrey por realizar una cascada de cambios en su once titular, Solari debería ser el segundo de la lista.

Las Águilas iniciaron el encuentro en CU con tres jugadores que, por sus características, son de esos que te pueden cambiar la historia de un partido en un abrir y cerrar de ojos: Sebastián Córdova, Roger Martínez y Henry Martín. A esto habrá que agregar las bajas por lesión de Aquino y Valdez.

A cambio, Solari apostó por darle la confianza a Mauro Lainez, que venía de casi un mes fuera de las canchas por lesión, Federico Viñas y jugadores que han ido y venido de la titularidad como Fernando Madrigal y Emanuel Aguilera.

La decisión, claro quedó, no fue por cuestiones extra cancha o bajas de juego, sino porque así lo quiso el técnico azulcrema en su afán de cerrar el partido, de salir vivo del Olímpico para llevar la definición de la eliminatoria al estadio Azteca, donde la racha invicta desde su llegada lo respalda.

América ensució el partido y lo hizo a propósito, con firme intención, renunciando a asumir el protagonismo, apostando a un error de su rival como única posibilidad para hacer un gol y no a la creación. Una estampa poca digna para el equipo superlíder de la competencia.

Para Pumas no fue fácil competirle al América, pero es tanto el empuje anímico que trae el equipo de Andrés Lillini que le hicieron correr la milla a su rival con la plantilla limitada con la que cuentan y que apenas dio para el milagro de colarse a la fase final.

Lo mejor de los de la UNAM hoy es su ataque, volátil, dinámico, de mucho ir e ir, y para eso es clave que el brasileño Diogo ande tan de vena, pareciera que lleva tiempo jugando en México y no que fue el último jugador en incorporarse a la plantilla auriazul para esta temporada.

Diogo y Dinenno se están entendiendo y esta noche tuvieron como cómplices a jugadores como Saucedo y López para que el balón les llegara entre el campo minado que les instaló el defensivo América de Solari.

Mientras que Pumas tuvo algunos avisos durante la primera mitad del partido, la primera aproximación real de peligro para los visitantes fue alrededor del minuto 40, vía Federico Viñas, un toro sin rumbo en el ataque, mandado al matadero.

La historia no cambió demasiado en la segunda parte del partido, América estaba sobreviviendo así en una cancha muy dura y ante un rival infinitamente más vertiginoso, con más sangre, así que no habpia que moverle demasiado.

Solari ordenó cambios de hombres a lo largo de la segunda mitad, pero el script no se modificó, incluso, se reforzó mientras que Pumas, poco a poco, fue desinflándose, agotado por la insistencia y el ritmo.

Al minuto 82, el estadio estalló con un gol de Meritao, pero el silbante Pérez Durán, con apoyo de su abanderado, anuló la acción por un claro fuera de lugar el universitario a la hora de ser habilitado para enfilar hacia el arco americanista.

Ya en tiempo de compensación, un rebote a las afueras del área del América le quedó pleno a Álvarez para sacar un disparo que buscaba la base del poste izquierdo de la meta de Ochoa, pero el balón pasó apenas por un lado en lo que fue la última oportunidad del partido para los locales.