Actualidad

Condiciones climáticas 20 de mayo en CdMx: Baja probabilidad de lluvias con tormentas eléctricas 

En la Ciudad de México y el Estado de México se pronostican temperaturas máximas de 25 a 27°C para este miércoles.

Ciudad de México
0
Condiciones climáticas 20 de mayo en CdMx: Baja probabilidad de lluvias con tormentas eléctricas 

El Servicio Meteorológico Nacional (SMN), pronostica para este jueves 20 de mayo un cielo parcialmente nublado a medio nublado durante el día, con probabilidad de lluvias aisladas en la Ciudad de México e intervalos de chubascos dispersos para el Estado de México, los cuales podrían estar acompañados de descargas eléctricas.

La temperatura máxima para la Ciudad de México es de 25 a 27°C, mientras que por la mañana la mínima será de 13 a 15°C. Para el Estado de México las temperaturas máximas rondarán los 35 a 40 °C, por lo que las autoridades hacen un llamado a la ciudadanía a tomar sus precauciones y utilizar protector solar.

Para estar más informado, pon atención al semáforo de alerta por lluvias:

Alerta amarilla: se activa cuando se pronostican lluvias de 15 a 29 milímetros, un milímetro de lluvia equivale a un litro de agua sobre un metro cuadrado y cuando se emite se recomienda a la población portar paraguas o impermeable, no verter grasas ni basura al drenaje, utilizar el líquido para regar las plantas.

Alerta naranja: se activa cuando se pronostica lluvia de 30 a 49 milímetros y se recomienda a la población cerrar puertas y ventanas, no cruzar calles o avenidas con corrientes de agua o inundaciones.

Alerta roja: se activa ante la caída entre 50 y 70 milímetros de lluvia y cuando se activa se recomienda a la ciudadanía tener a la mano una bolsa hermética con los documentos más importantes, encender los faros de niebla a la hora de conducir y mantenerse alejado de zonas inundadas.

Alerta púrpura: se activa cuando se pronostica la caída de más de 70 litros de agua sobre metro cuadrado y al ser emitida se recomienda a la población evacuar las zonas dando prioridad a adultos mayores, niños, mujeres embarazadas y personas con discapacidad en caso de registrarse una inundación o deslave.