Va a ser una gran fiesta del fútbol

Va a ser una gran fiesta del fútbol

México

Como imaginaba, el Madrid fue recibido en Girona (tanto en el aeropuerto como en el hotel de concentración) con numerosas muestras de cariño. La afición gerundense llevaba desde la década de los 80 sin poder disfrutar de la presencia de los cracks madridistas y eso hará que triunfe el fútbol por encima de todo. El Girona está en la élite por méritos propios y no olvido que estuvo a punto de tumbar al Atleti en el arranque liguero (lo evitó Oblak) y que al Barça le hizo sufrir en un partido en el que Ter Stegen tuvo que sudar y en el que Maffeo demostró la condición humana de Messi. Por eso estoy convencido de que al Madrid le espera un partido incómodo ante un rival extramotivado que intentará escribir una página histórica para su club. El Girona no tiene nada que perder y sabe que a los de Zidane se les hace de noche cuando les cierras los espacios y les esperas atrás.

Pero cuando el Madrid se aleja del Bernabéu, paradójicamente, es cuando salen la mayor parte de sus virtudes. Movilidad en ataque con laterales profundos, búsqueda de espacios aprovechando la sociedad Benzema-Cristiano, Isco manejando la batuta junto al talento sin fecha de caducidad de Modric, y Casemiro dirigiendo el tráfico y ayudando en las coberturas a los centrales. El Madrid es ‘torazo en rodeo ajeno’ y lo ha evidenciado en lo que va de curso ganando sus ocho salidas sin fallo. La tropa de Zidane se siente más cómoda fuera de casa porque juega con menos presión y menos obligación de buscar el espectáculo asumiendo más riesgos como sí sucede en el Bernabéu. Hoy toca ganar sí o sí...

0 Comentarios

Normas Mostrar