BARCELONA

Jordi Cruyff: "Hay que morirse para ser tan querido"

Presentación de la autobiografía de Johan Cruyff en las instalaciones del Camp Nou. "Sin su figura, el Barça no lideraría el deporte", destacó el presidente Bartomeu.

México
0
Jordi Cruyff: "Hay que morirse para ser tan querido"
Fernando Zueras

Jordi Cruyff, ex jugador del Barça e hijo de Johan, fue el gran protagonista en el el acto de presentación de la autobiografía de su padre, Johan, fallecido el 24 de marzo de este año. En un tono muy constructivo y convencido de saber llevar la imagen de su padre de manera excepcional, Jordi respondió con criterio todo lo que se le preguntó, siendo cariñoso con el Barça, el entorno, el pasado, aunque tirando con bala cuando fue necesario.

El libro: “Hay cosas del libro que me sorprendieron. Cuando explica el por qué no fue al Mundial de Argentina, en 1978. Muchas veces se culpó a mi madre de ello, pero ahora queda todo claro. Invito a la gente a que lo lea. Me sorprendió porque es un tema que en casa no se contaba”.

Cariño: “Me he dado cuenta de lo que significó mi padre para mucha gente. Aún hay personas que se me acerca, me abraza y suelta alguna lágrima. Para nosotros lo fue todo, pero para el resto de los aficionados, fue importante. Nunca nos imaginábamos que iba a ser tanto y durante tanto tiempo el respeto. Hay que morirse para ser tan querido”.

Cabeza privilegiada: “Mi padre siempre estaba pensando un poco más allá, siempre calculaba las cosas de arriba abajo. Igual cogía un camino más largo para ir a los entrenamientos, ya que sabía que los semáforos estaban muy bien sincronizados. Le gustaba mucho la numerología. Le faltó ser seleccionador de Holanda en un Mundial o una Eurocopa. Estuvo cerca, pero por poco no pudo lograrlo”.

Barça: “Él firmó aquí como jugador en un momento complicado de la entidad y demostró que no le gustaba lo sencillo. El Ajax le cuidó mucho cuando falleció su padre y aquí se acabó de hacer como jugador, entrenador, fue padre y abuelo”.

Disputas de la gente de fútbol: “Siempre tuvo disputas con los directivos. Creía que las decisiones de fútbol las debían tomar la gente de fútbol. Era de la opinión que la directiva debía entender que lo más importante del club era el equipo. Nunca entendió, por ejemplo, que cada decisión tuviese que pasar por filtros. En el Ajax, ahora, al estar en Bolsa, debe ser todo consensuado y eso le irritaba”.

Vivir con el padre y el entrenador: “A nivel personal, cuando firmé por el United, me sentí liberado de toda la presión que tuve cuando jugaba en el Barça. Era una situación difícil tener a mi entrenador en casa siendo mi padre”.

Previa de Wembley: “Siempre creía que cuando preparaba un partido podía estar tranquilo. Le gustaba lanzar un mensaje entendible para todos. Para él el ADN Barça era tener la posesión, jugar bien la pelota, marcar un gol más que el rival y hacer feliz a los aficionados”.

Cariño: “Ha sido una sorpresa ver cómo lo que querido la gente en todos los rincones del mundo. A mi padre le encantaba ver cómo los que habían sido sus futbolistas y que quería dedicarse a los banquillos, le venían a consultar y cuando estaba programado todo para media hora, al final las charlas se convertían en horas y horas de fútbol”.

"Sin Cruyff el Barça no lideraría el deporte"

En el acto celebrado en el Auditori 1899, en las instalaciones del Camp Nou, el club quiso volver a rendir homenaje a Cruyff y el presidente Josep María Bartomeu sólo tuvo palabras de agradecimiento al ex entrenador.

“Quisiera agradecer el esfuerzo que hace la familia en estos momentos complicados. Sin la figura de Johan Cruyff, el Barça no lideraría el mundo del deporte como lo hace en la actualidad. Sus enseñanzas nos hacen más sencillo avanzar en nuestro proyecto. Como club tenemos proyectos que van adelante y Johan estará presente en todos ellos. A través del instituto Johan Cruyff y la alianza que firmamos con el club hará que avance el Proyecto del conocimiento y en el Master de Gestión deportiva”, aseguró el presidente.

El libro, puesto a la venta en España el pasado jueves, es líder de ventas tanto en el mercado castellano como en catalán.