LIGA MX

El día en que la Liga MX puso fin al Pacto de Caballeros

En abril del 2018, ante la amenaza de la AMFpro de un paro de futbolistas, el organismo anunció el fin de esta práctica que permitió a los clubes controlar el mercado de fichajes en México

Ciudad de México
0
El día en que la Liga MX puso fin al Pacto de Caballeros
Jose Luis Melgarejo MEXSPORT

En abril del 2018, justo cuando la COFECE comenzó con su investigación en contra de clubes del futbol mexicano por la posible violación a la Ley de Competencia Económica, la Liga MX anunció el "histórico" fin del Pacto de Caballeros.

Utilizado por más de una década como herramienta para manejar el mercado de transferencias de acuerdo a sus intereses, los clubes del futbol mexicano "liberaron" a sus futbolistas en abril del 2018 para que pudieran contratarse con el equipo que quisieran sin la necesidad de tener el aval de su club anterior.

"Los jugadores que terminen su contrato y no tengan oferta de su último club podrán contratarse libremente, y además se amplía el período de transferencias para dichos jugadores”, aseguró Moisés Muñoz, vocal de la Asociación Mexicana de Futbolistas en una rueda de prensa que se realizó en aquél entonces para dar el anuncio.

Este anuncio vino después de semanas de presión por parte de la AMFpro que habían encontrado su clímax con la amenaza por parte de los futbolistas de no jugar las dos últimas jornadas de la fase regular del torneo Clausura 2018 si no llegaban a algún acuerdo con los clubes y Liga MX.

“Es un día histórico para el futbol mexicano. Después de celebrar mesas de diálogo hemos llegado a los siguientes acuerdos: trabajar para la elaboración de un reglamento nuevo de transferencias y contrataciones, que entrará en vigor al inicio del Apertura 2019”, señaló el presidente de Liga MX, Enrique Bonilla.

EL NUEVO REGLAMENTO

A raíz de este anuncio, el Reglamento de Transferencias de la Liga MX sufrió modificaciones en sus artículos 36 y 37 para establecer, de manera formal, el fin del llamado Pacto de Caballeros en el futbol mexicano.

ARTÍCULO 36

La duración mínima de un contrato será a partir de la fecha de inscripción al final de la Temporada; la duración máxima será de cinco años. Lo anterior, implica que un contrato puede abarcar el tiempo que se comprende entre dos periodos de inscripción, es decir, contratos por torneo.

Cualquier otro contrato de una duración distinta se permitirá solamente si se ajusta a la legislación nacional.

Los jugadores menores de 18 años no pueden firmar un contrato de profesionales de una duración mayor de tres años. No se aceptará cualquier cláusula de un periodo mayor.

ARTÍCULO 37

Un club que desee concertar un contrato con un jugador profesional con contrato vigente, debe comunicar por escrito su intención al club del jugador antes de iniciar las negociaciones con el jugador.

Un jugador profesional tendrá la libertad de firmar un contrato con otro club si su contrato con el club actual ha vencido o vencerá dentro de un plazo de seis meses. Cualquier violación de esta disposición estará sujeta a las sanciones pertinentes establecidas en el presente Reglamento o demás disposiciones aplicables.