Temas del día Más temas

GOLF | MASTERS DE AUGUSTA

Ancer brilló en la segunda ronda del Masters de Augusta

El mexicano, que el jueves fue sancionado por tocar la arena en un búnker, se recuperó al firmar una gran segunda ronda este viernes en el Masters de Augusta.

México
Ancer brilló en la segunda ronda del Masters de Augusta
Kevin C. Cox AFP

El mexicano Abraham Ancer, sancionado con dos golpes al final de la primera ronda por tocar la arena en un búnker, arrancó con dos birdies y un bogey también en el 41º lugar provisional. El azteca firmó una segunda ronda de 69 tiros, tres bajo par para cerrar su actividad de este viernes.

Mientas tanto, el golfista inglés Justin Rose volvió a hacer un espectacular cierre de ronda este viernes para mantenerse en el liderato del Masters de Augusta durante la segunda ronda, a dos golpes del australiano Marc Leishman.

El jueves, cuando solo 12 jugadores pudieron bajar del par, Rose tomó el liderato con una exhibición en los últimos 11 hoyos, en los que logró un eagle y siete birdies para cerrar con 65 golpes, siete bajo par. Este viernes, el ganador del Abierto de Estados Unidos de 2013 vio como la ventaja de cuatro golpes que tenía en la mañana se esfumó con un arranque con cuatro bogeys en los primeros siete hoyos.

En unas condiciones más frescas y nubladas que la primera ronda, Rose llegó a ser alcanzado por Leishman y el austriaco Bernd Wiesberger pero en la segunda parte del recorrido volvió a poner el pie en el acelerador.

El inglés, de 40 años y subcampeón del Masters en 2015 y 2017, logró birdies en tres de los últimos seis hoyos para cerrar en 72 golpes, par, y mantenerse en el liderato provisional con siete bajo par.

"Fue un día clásico en el Augusta National. Cuando estás a uno o dos pies de distancia puedes terminar sufriendo", dijo Rose. "Pero sigo siendo líder, así que hay que disfrutar y seguir adelante".

Tras Rose se mantenía con cinco bajo par el australiano Marc Leishman, que terminó la ronda con seis birdies y un bogey en 67 golpes, cinco bajo par.

Wiesberger cerró con 66 golpes y se mantenía a tres golpes del líder, igualado con los estadounidenses Tony Finau, Justin Thomas y Brian Harman, el surcoreano Si Woo Kim y el australiano Cameron Smith, que tuvo un arranque espectacular con cinco birdies y un eagle en los primeros 13 hoyos pero después cometió un bogey en el 14º.

"Con un poco más de nubosidad, se siente un poco más suave", dijo Wiesberger sobre las condiciones del campo, menos duras y rápidas que la víspera, que permitían que decenas de jugadores estuvieran bajando del par el viernes.

El estadounidense Dustin Johnson, número uno del ranking mundial y vigente campeón del Masters, comenzaba la jornada con un bogey y un birdie en los primeros tres hoyos que le mantenían alejado a nueve golpes del líder.

El español Jon Rahm, número tres mundial, también arrancaba apenas la jornada con dos hoyos en par, a siete golpes de la cabeza. Rahm, que ansía conquistar su primer trofeo de Grand Slam, fue el último jugador en llegar al Augusta National pocas horas antes del inicio del torneo, después de convertirse por primera vez en padre el fin de semana.

Sergio García, quien se enfundó la chaqueta verde en 2017, tuvo un buen comienzo con dos birdies consecutivos y se situaba en el lugar 41º provisional. Otro español, el veterano José María Olazábal, ganador del Masters en 1994 y 1999, terminó con una tarjeta de 71 golpes el viernes con la que podría superar el corte por primera vez desde 2014.

Por su parte, el cuatro veces ganador de 'Majors' Rory McIlroy luchaba por pasar el corte tras sufrir el jueves su peor ronda de apertura en el Masters.