LIGA MX

Abrir estadio de Chivas en octubre, demasiado pronto: Alcalde de Zapopan

Pablo Lemus, además, deja claro que permitir el ingreso del 50 por ciento de la capacidad es “imposible".

Guadalajara (México)
0
Abrir estadio de Chivas en octubre, demasiado pronto: Alcalde de Zapopan
Edgar Quintana MEXSPORT

La Liga MX recibió el visto bueno de las autoridades federales para la reapertura gradual de los estadios. Pero eso no significa que vaya a ocurrir de forma inmediata. En estados con semáforo amarillo será más rápido y en otros habrá que esperar. En el caso de Jalisco, el alcalde de Zapopan, Pablo Lemus, asegura en charla exclusiva con AS México, que abrir la casa de Chivas en octubre es “demasiado pronto”.

El presidente municipal afirma que antes de pensar en recibir aficionados, tanto el Guadalajara como Atlas tendrán que presentar a las autoridades locales los protocolos sanitarios que se implementarán. Entonces, la Mesa de Salud Estatal evaluará y, en su caso, aprobará dichas medidas. Y aunque el tema se puede discutir, ve difícil que ocurra en octubre. En una cosa sí es tajante: permitir 50 por ciento de aficionados en la grada, simplemente imposible.

“Honestamente, no lo veo para el mes de octubre, creo que es demasiado pronto, pero esto lo tendrá que decidir la mesa en conjunto. De acuerdo a cómo se presente el semáforo estatal de contagios, podríamos pensar en esta posibilidad”, explica el alcalde de Zapopan, al tomar la llamada telefónica de As México.

El Clásico Tapatío entre Chivas y Atlas se jugará el 17 de octubre, al volver la actividad de la Liga MX, tras la Fecha FIFA. El plan de la Liga MX es que para ese fin de semana ya puedan verse aficionados en las tribunas de algunos estadios. Pero en el caso del Rebaño Sagrado, Pablo Lemus siente demasiado apresurado abrir en esa fecha.

“Ahora, yo lo veo demasiado pronto la posibilidad del 17 de octubre con la presencia de público, porque ni siquiera los equipos han presentado los protocolos sanitarios ante la mesa de salud. Es decir, cualquier actividad económica lo primero que hizo fue presentar ante la mesa de salud. Por ejemplo los restaurantes, presentaron su protocolo de cómo iban a trabajar bajo estas medidas sanitarias. La mesa de salud aprobó y permitió la apertura de restaurantes”, detalla.

“Lo mismo tiene que suceder con los estadios. Si bien la Federación Mexicana de Futbol ya los aprobó y nosotros también queremos que regrese el público, pero primero queremos saber cuáles son los protocolos y medidas de sanidad que tomarán para los propios aficionados. No los conocemos, ni en el Gobierno del Estado ni en los municipales. Por eso insisto que lo primero que tienen que hacer en este caso Chivas, Atlas o cualquier otro equipo es presentar los protocolos ante la Mesa de Salud Estatal, aprobar los mismos y de acuerdo al comportamiento del semáforo, ver la posibilidad de que regrese el público a los estadios. Todos queremos eso, pero tenemos que cuidar primero la salud de las personas y conocer cuáles son los protocolos que se van a seguir”, sentencia.

El proceso tendrá que ser similar al seguido antes de comenzar la temporada, cuando los equipos presentaron un protocolo para poder disputar la Copa por México. Las autoridades sanitarias locales autorizaron el mismo y entonces pudieron llevarse a cabo los partidos a puerta cerrada en el Estadio Akron, casa de Chivas.

“Lo primero después de que la Federación Mexicana de Futbol aprobó el protocolo sanitario por el cual se podría regresar el público a los estadios, es que Chivas en Zapopan y Atlas en Guadalajara puedan presentar ese protocolo ante la Mesa de Salud Estatal, donde participa el Gobierno del Estado, la Secretaría de Salud, la Universidad de Guadalajara, los municipios de Guadalajara y Zapopan, para conocer y aprobar entre todos este protocolo. Entonces, verificar de acuerdo al comportamiento de la pandemia el posible regreso de público de forma paulatina a los estadios”, señala el Alcalde de Zapopan.

“Cuando se jugó este torneo previo al inicio de la Liga en el Estadio Akron, donde vinieron a jugar cuatro equipos, nosotros fuimos al estadio como municipio y Gobierno del Estado a que nos presentaran físicamente cuál era el protocolo que se seguiría para esos partidos donde no había público. Nos mostraron cómo por ejemplo en los vestidores habían cancelado una regadera sí y una regadera no, cómo habían separado a los jugadores en el momento de estar en los propios vestidores, cómo se iban a sentar en la tribuna y no en las bancas, dónde iba a estar la prensa, etcétera. Bueno, pues lo mismo tenemos que hacer ahora, tenemos que ir a vigilar, entender y aprobar ese protocolo que ya autorizó la Federación Mexicana de Futbol, pero que los municipios y el Gobierno del Estado no conocemos. Es importante que nos lo presenten porque de lo contrario, no podemos arriesgar a las personas que pudieran asistir, si no se tienen las medidas sanitarias adecuadas”, asevera Pablo Lemus.

Explica que el tema será negociado en los próximos días. “La verdad es que estamos aprendiendo también de lo que está sucediendo en otras partes del mundo. Hemos visto cómo ha regresado poco a poco la gente en Ligas como Inglaterra, como Italia y demás. Ahora lo estamos viendo en la NFL, que poco a poco los estadios están teniendo aforos de entre el 10 y el 30 por ciento de su capacidad y no han sucedido contagios masivos. Entonces, sí estamos analizando esta posibilidad, pero aún no está decidido y la definición la tendremos que tomar en conjunto con gobierno del estado”, afirma.

50 POR CIENTO, IMPOSIBLE

Durante la charla con AS México, el Alcalde de Zapopan, Pablo Lemus, revela que con los clubes se había hablado la posibilidad, sin que esto fuera un acuerdo ya definitivo, de que los estadios se abrieran hasta la segunda mitad de noviembre. Y aunque no está cerrado a la posibilidad de que la afición regrese antes a los estadios, es tajante en una cosa: ocupar 50 por ciento de la tribuna no será posible.

“Quiero dejar muy claro: el 50 por ciento, en este momento, imposible. No veo ninguna posibilidad de que esto pueda suceder. Efectivamente, lo que hemos platicado en el caso de Chivas y en el caso de Charros también, que está a punto de comenzar la temporada de beisbol, es iniciar con aproximadamente el 10 por ciento del aforo del estadio e irlo subiendo poco a poco para poder llegar hasta un 30 por ciento”, asevera.

“Hemos hablado que los primeros partidos que pudieran tener asistencia de personas fueran hacia finales, digamos hacia la segunda quincena de noviembre. Repito, esto sin que hasta el momento se nos hayan presentado los protocolos, ni que esté aprobado, nada más en un simple diálogo. Por ejemplo, los Charros lo que nos pedían es que simple y sencillamente pudieran acudir los abonados, que son alrededor de 1,500 personas al estadio. Esto pues es una cosa todavía que pudiéramos procesar. Pero niveles de 50 por ciento en el Estadio Akron, que son más de 20,000 personas, la verdad no en este momento”, concluye Pablo Lemus.