Tikitakas

Muere Armando Vega Gil, bajista del grupo Botellita de Jerez

Muere Armando Vega Gil, bajista del grupo Botellita de Jerez

Revista Proceso

Hace unas horas en su cuenta de Twitter anunció que se quitaría la vida debido a la acusación hecha en esta red social por la cuenta MeTooMusicosMexicanos

Armando Vega Gil, músico, compositor y escritor mexicano, fundador del grupo Botellita de Jerez en 1983, se ha quitado la vida. En su cuenta de Twitter lo anunció. Una denuncia por la cuenta de "MeTooMusicosMexicanos", donde una persona anónima lo acusó de haber abusado de ella cuando tenía 13 años, fue la razón por la cual el bajista no pudo seguir adelante.

"Debo aclarar que mi muerte no es una confesión de culpabilidad, todo lo contrario, es una radical declaración de inocencia; sólo quiero dejar limpio el camino que transite mi hijo en el futuro", escribió en una nota que fue acompañado de su último posteo.

Botellita de Jerez confirmó la muerte de Armando Vega Gil 

Botellita de Jerez confirmó su fallecimiento en la misma red social. En los 36 años de la agrupación tuvieron múltiples incorporaciones, él, junto al "Mastuerzo", le fueron fieles al "Guacarrock". Su última participación con los botellos fue el 24 de marzo del presente año en Aguascalientes, un evento cultural organizado por el estado llamado "Caravanas Culturales 4x4".

El día de ayer salió una entrevista realizada en Canal Once por Ezra Shabot en su programa "Línea Directa", Armando se presentaba para hablar sobre su trayectoria en la música y su incursión en la literatura infantil.

A sus 64 años, publicó un total de treinta y dos libros, entre ellos, "La ventana y el umbral" (poesía), "Diario íntimo de un guacarróquer" (novela autobiográfica estridente) y "Picnic en la Fosa Común", una novela policíaco-apocalíptica de nota roja y terror cósmico. Por sus letras ganó en 2006 el   Premio Nacional de Cuento San Luis Potosí, en 2001 el Premio Nacional de Poesía de los XIX Juegos Florales Universitarios en Campeche, entre muchos otros.

Descansa en paz, Armando Vega Gil.