CRÍTICA LOS CÁNONES

La novia de Neymar confiesa un problema de salud ligado a su adelgazamiento

Bruna Marquezine ha explicado que descubrió que padece una enfermedad al bajar de peso para su papel en una telenovela.

0
Bruna Marquezine despidiéndose de Neymar con cara triste tras pasar juntos unos días en las Navidades de 2017. Foto Instagram
Foto Instagram

La modelo y actriz brasileña Bruna Marquezine está atravesando por un gran momento de su vida tanto a nivel personal como profesional ya que ha retomado su relación amorosa con Neymar y este martes se estreno la nueva telenovela en la que participa, "Deus Salva o Rey" ('Dios salve al Rey').

Sin embargo, Bruna ha confesado en unas declaraciones que recoge el medio brasileño "Extra", que mientras se preparaba para interpretar a su personaje se dio cuenta de que tiene un problema de salud al que en realidad, no parece darle mucha importancia.

Su papel es el de Catarina, una maquiavélica y altiva princesa a la que para encarnar, sintió la necesidad de perder algo de peso. "Yo tengo cara de niña, siempre que el rostro es redondo te infantiliza un poco. Quería esa expresión más madura", comentó.

Por ello se propuso adelgazar y durante el proceso, descubrió que padece hipertiroidismo. "No hice esa transformación de la noche a la mañana ni tuve que sacrificar mi salud. Pero a raíz de eso, descubrí que tengo un problema en la tiroides. No llega a ser una enfermedad, pero no está funcionando bien. Es sólo una función que no está actuando y que afecta a muchas mujeres. Eso hizo que acabara adelgazando, porque mi metabolismo no estaba funcionando como debería en una niña de 22 años", señaló.

Crítica los cánones de belleza

Bruna también quiso dejar muy claro que su intención de adelgazar fue únicamente para interpretar este personaje, no por una cuestión estética, y aprovechó para criticar los patrones de belleza que promueven la delgadez, especialmente en las mujeres.

"La gente ya vive en esa dictadura de que la mujer tiene que estar delgada y tener un cuerpo perfecto. Todas las chicas de mi edad, yo incluida durante mucho tiempo, intentamos encajar en ese patrón. Yo sé cuánto daño hace esto a las mujeres así que trato de no hablar mucho del tema", para no dar fuerza a este peligroso estándar ya que para Bruna, "no hay que asociar la delgadez con la belleza".