SIXERS 101 - BLAZERS 81

La fiesta sigue en Philly, Embiid: "Soy el mejor defensor NBA"

Los Blazers de Lillard (30) se estrellaron ante los Sixers, a quienes les bastó su gran inicio para sumar otra victoria. Embiid (28+12) y Simmons (16+8+9), los mejores.

0
Joel Embiid, feliz en Philadelphia.
76ERS

Hace unos días, tras su antológica exhibición ante los Lakers, Joel Embiid decía que se encontraba aún al 69%. Poco antes de enfrentarse a los Blazers, Jalen Rose le recriminaba su inmadurez por elegir precisamente esa cifra. Un reproche al que Embiid respondió como él bien sabe hacer: "Estoy ya en el 81%". Un número aparentemente inocente, aunque no tanto si se tiene en cuenta que Rose formaba parte de aquellos Raptors a los que Kobe Bryant les endosó... 81 puntos

JoJo, socarrón como pocos, domina el mundo de las redes sociales como nadie. Ya una vez liberado de sus problemas físicos, también empieza a dominar sobre la cancha como de él se espera. Con un promedio algo menor a los 30 minutos por noche, luce unos registros de 22,7 puntos (50,8% en tiros de campo), 11 rebotes, 3,3 asistencias y 1,9 tapones. Si proyectamos sus promedios en 48 minutos, vemos que solo Harden, Porzingis, Curry y Antetokounmpo mejoran sus 37,2. Marca la diferencia en ataque y en defensa. Presenta un ratio defensivo de 96,6 puntos por cada 100 posesiones (uno de los mejores de la Liga). "No quiero ser arrogante, pero creo que ahora mismo soy el mejor defensor de la NBA. Mi número de tapones ha decrecido un poco, pero este año soy mejor reboteador. Estoy haciendo muchas cosas para ayudar al equipo a ganar, igual que mis compañeros hacen muchas cosas para ayudarme a mí. Espero poder ganar el premio a Mejor Defensor de la temporada", proclamó tras firmar un 28+12 y un par de tapones en la plácida victoria de sus Sixers ante los Blazers (101-81).

Desde el salto inicial los locales siempre llevaron la iniciativa y cuando Lillard (el único destacado en Portland con 30 puntos) redujo la brecha en los minutos finales del tercer periodo, ahí estaba Embiid para poner orden con una secuencia de acciones positivas en ambos aros a la que puso el broche final con un gorro sobre el base que enloqueció a esa grada que tanto le adora. 

El camerunés hasta sacó a pasear el célebre Skyhook del probablemente mejor pívot de todos los tiempos, Kareem Abdul-Jabbar. Pero sería injusto destacarle solo a él. En los Sixers también brilló Ben Simmons, quien volvió a coquetear el triple-doble con un 18+8+9 al que añadió tres robos y un par de tapones. Es un lujo verle moviéndose sobre la cancha y machacar los aros con esa mezcla de explosividad y elegancia que le caracteriza.

El Proceso se coloca ya con un 10-7 de balance, aunque Brett Brown mantiene la exigencia en plena fiesta. "En defensa nos daría un sobresaliente aunque en ataque un aprobado raspado", calificó. No le gustaron las 18 pérdidas de sus pupilos ni alguna de sus malas decisiones.