FEDERACIÓN

Villar quiere intervenir el día de la moción de censura

Considera que tiene derecho a réplica, aunque desde el CSD entienden que no puede estar presente al estar suspendido.

0
Ángel María Villar en su intervención ante la Asamblea General como candidato a la Presidencia de la RFEF en 2017.
Pepe Andrés Diario As

Una vez que Luis Rubiales ha presentado oficialmente su intención de presentar la moción de censura en la Federación Española de Fútbol, conviene saber los pasos a dar. Algo muy importante especialmente en lo que afecta al día de la votación final.

Lo primero que deberá realizar es presentar la moción de censura. Tal y como recoge el Artículo 19 de la Orden Ministerial que regula los procesos electorales en las Federaciones Deportivas Española, ésta deberá ser "propuesta o presentada por, al menos, la tercera parte de los miembros de la Asamblea General y habrá que incluir necesariamente un candidato a la Presidencia de la Federación". Esa moción se dirige a la Junta Electoral federativa que debe resolver lo que proceda en un plazo no superior a dos días hábiles.

Una vez admitida a trámite, el Presidente de la Federación, es decir actualmente Juan Luis Larrea deberá convocar la Asamblea General en un "plano no superior a cuarenta y ocho horas, a contar desde la notificación de admisión". Además la reunión de la Asamblea que debatirá sobre la moción de censura deberá celebrarse en un plazo “no inferior a los quince días ni superior a los treinta días, a contar desde que fuera convocada”. Una vez que es conovada, y en los primeros diez días siguientes a esa convocatoria, es cuando se pueden presentar mociones alternativas.

Bajo este panorama nos situamos ya en el propio día de autos. Pues bien, según ha podido saber el diario As, Angel María Villar tiene claro que ese día pretende acudir al acto además de participar dentro del derecho de réplica del presidente que permite el acto de la moción de censura. No sólo está convencido de ello sino que se lo ha transmitido a muchas personas de la Federación Española de Fútbol.

Está convencido de que, dado que la moción es contra su persona y gestión, está habilitado para poder intervenir en la réplica que tiene todo presidente en las mociones de censura una vez que Luis Rubiales principalmente, y otras posibles candidaturas, hayan expuesto los motivos de la misma ante la Asamblea del fútbol.

Lógicamente este punto de vista choca frontalmente con la interpretación que tienen en el Consejo Superior de Deportes. Para el organismo deportivo estatal está totalmente incapacitado para poder estar presente en el acto, tanto como miembro de la Asamblea como en su calidad de presidente. La inhabilitación de un año impuesta por la Comisión Directiva del CSD, que recientemente acaba de recurrir el propio Angel María Villar, le invalida para intervenir de manera alguna en el acto de conciliación.

Fuentes jurídicas consultadas por As, tienen sus ciertas dudas si bien están más posicionados desde la óptica del Consejo Superior de Deportes. E incluso entienden que ese día quien tendría que ejercer el derecho de réplica en la moción no es otro que Juan Luis Larrea, actual presidente en funciones de la RFEF.

Luis Rubiales es miembro de la Junta Directiva de la RFEF

Paralelamente este próximo jueves podemos asistir a un hecho muy llamativo. Para ese día, como ya adelantamos en el diario As, está convocada una Junta directiva de la RFEF, organismo del cual es actualmente miembro Luis Rubiales. Hasta ahora lo estaba siendo en su condición de presidente de AFE. A priori, el hecho de haber anunciado a renuncia al cargo, no implica que tenga que dejar su puesto dentro de la propia Junta. Si es cierto que este jueves podríamos asistir a dos situaciones. Por un lado que sea el propio Luis Rubiales quien renuncie a su cargo dentro de la misma una vez que ha hecho oficial sus intenciones de presentarse. Otra que pasaría porque fuera Juan Luis Larrea quien le pida la dimisión. O que todo permanezca igual. No hay en los Estatutos de la RFEF ningún punto que haga referencia directa a esta circunstancia. Es más está permitido, como así sucede, que personas que no forman parte de la Asamblea sean miembros de la Junta Directiva. Será llamativo sin duda ver, si finalmente acude, a Luis Rubiales en la reunión de este jueves. Acto donde parece lógico que le comunique la decisión adoptada a todos los miembros de la misma.