"Mi abuelo, botones; mi padre se jugó la vida y yo lo hago ahora"

FÓRMULA 1 | GP DE JAPÓN | SAINZ

"Mi abuelo, botones; mi padre se jugó la vida y yo lo hago ahora"

Carlos Sainz en Suzuka.

Peter Fox

Getty Images

Sainz ha concedido una entrevista muy personal a As tras su accidente en Suzuka que le hará salir último en la parrilla del GP de Japón.

A un lado, a otro, a arriba y abajo, de una manera tremendamente violenta durante unos segundos. Así se movió la cabeza de Carlos Sainz cuando en los primeros libres a casi 240 km/h su Toro Rosso se fue contra el muro y salió disparado otra vez hacia la pista, sufrió 22G. Fue un accidente tremendo, pero poco después este chaval madrileño de 23 años, y que saldrá último en la parrilla de Japón por cambiar el motor, estaba saliendo del coche y caminando hacia el coche médico con esos andares que le regaló la genética. Carlos Sainz, el hijo de Carlos Sainz, el nieto de Antonio. Aquí les presentamos al hombre que está tras el deportista…

-Camina igual que su padre, pero sus inicios en esto de los coches fueron distintos…

-Sí, a él no le ayudaron tanto, me habla mucho sus inicios y fueron muy diferentes de los míos desgraciadamente para él.

-Se cuenta en al menos un par de libros que se han escrito sobre Carlos y su abuelo.

-Sí, hay uno sobre mi abuelo que ha escrito usted muy bueno, había un par de historias que ya conocía, pero me ha gustado mucho.

-¿Es su abuelo a quién más admira?

-Sin duda. Mi padre es una consecuencia de mi abuelo, se parecen mucho. Siempre se lo digo y mi padre se lo toma a mal, pero tiene mucho de las cosas buenas de mi abuelo.

-Escribiendo ese libro, me di cuenta de que los Sainz no son ricos de toda la vida, como cree todo el mundo…

-Mi abuelo era botones, como siempre dice él. Ganaba una peseta o dos pesetas al día y tuvo que sacar a una familia entera adelante, después de quedarse sin padre. Entonces tu verás… Y sí, mi padre tiene dinero, pero se ha jugado la vida para conseguirlol y lo sigue haciendo. Y yo me he jugado mi vida también para conseguir mi puesto en Fórmula 1 y labrar mi futuro. Aquí cada uno se juega su vida y su carrera él solo en el coche.

-Hábleme de Reyes, su madre.

-Es la que aguanta todo, el pilar que lo sustenta. Tiene mucho mérito haber criado a tres hijos ella sola al final y tiene que tener mucha paciencia para aguantarme a mi padre y a mí, y saber llevarnos tan bien como lleva bien, la verdad.

-¿Se ve con familia dentro de unos años?

-No lo pienso nunca, no me lo he planteado, tengo 23 años y unas ganas tremendas de ganar en F1 y todo lo que sea a más de un año o dos vista ni lo pienso.

-¿Cuál es el último libro que se ha leído?

-La biografía de Seve Ballesteros. Los únicos libros que leo son biografías de deportistas para intentar aprender un poco de sus vidas, de sus técnicas, me he leído la de Agassi, Nadal, Mayweather…

-¿Con qué se queda de esos libros?

En el de Nadal con la relación con su tío Toni, me recuerda un poco la que tengo yo con mi padre. De la de Agassi, lo complicado que es el tenis mentalmente. De Maywheather lo duro que es el boxeo y en cuanto a la de Seve, las ganas de ganar que tenía, nunca lo pude ver, pero era un ganador nato. Aprendo mucho de esos libros.

-En 'Open', el de Agassi, el tenista habla de que no tuvo libertad en su vida.

-En mi caso es distinto, yo sí he tenido esa suerte y no se lo cambio a nadie. Poder decir: 'papá me gustan mucho las carreras, ayúdame'. Y me ayudó mucho, claro.

-Hay gente sin embargo a la que la vida le lleva como si estuviera en la corriente de un río y no fueran capaces de tener el timón…

-Yo no, creo que siempre he tenido la oportunidad de elegir y la sigo teniendo. No creo que la vida me lleve sino que soy yo el que llevo las riendas.

-Aunque lo puedo comprender, explíqueme ¿por qué esa pasión que tiene con Rafa Nadal?

-No solo porque es español, aunque influye. Es el ejemplo perfecto de que se puede ser el mejor en lo que haces y a la vez una persona humilde, sensata y con los pies en el suelo. Me parece el ejemplo de cómo se puede ser una persona cariñosa, familiar, atenta... y a la vez ganar, ser un killer, aniquilar al otro en pista y combinar todo a la vez.

-Hablando de 'killer', ¿le sorprendieron los halagos de Hamilton hablando de su talento?

-Me gustó mucho porque si hay alguien que sabe de talento es Hamilton, ahí estaremos todos de acuerdo. No le encuentro tan distante como dicen, comparto reuniones con él, siempre a su lado, hablamos… me hizo mucha ilusión cuando lo leí.

-Alonso, Hamilton, Ricciardo, Vettel… los que más saben de la F1 son los pilotos y le tienen ya como uno de los mejores.

Eso lo aprecio y me doy cuenta, admiro el respeto de mis rivales y esos son con los que te juegas el pellejo en pista. Yo también los respeto mucho a todos.

-¿Qué hace cuando no piensa en carreras?

-Aparte del motor, me gusta mucho el deporte en general: jugar el fútbol, al tenis, al pádel, montar partidos e irme a cenar con mis amigos, que me pongan al día de sus novias, de sus ligues, irme a un bar y tomarme una Estrella Galicia con ellos... Tengo tan poco tiempo para eso que cuando vuelvo a casa es lo que más me apetece.

-¿Hace mucho que no va al cine?

-La última vez que he ido al cine fue con mi novia no hace mucho y la ultima vez que salí fue por Mallorca con mis colegas, allí hay mucho guiri, así que todo bien ja, ja.

-¿Alguna película favorita?

-Un ciudadano ejemplar, protagonizada por Gerard Butler, es interesante el juego de inteligencias con el fiscal. (La cinta trata el caso de un padre de familia al que matan a su mujer e hija y después se va vengando, mientras el fiscal trata de evitarlo).

-¿Hablamos de política?

-No, prefiero no entrar ahí.

-Pues volvamos a la F1 y a lo que se siente. ¿Alguna vez pasa miedo?

Se siente respeto cuando vas a trescientos por hora, vas en medio de una cortina de agua y no ves nada. Eso sí, pero miedo de ese de ‘me tengo que bajar de aquí’ o ‘lo estoy pasando mal’ enunca.

-Una pregunta que le han hecho muchas veces, seguro. ¿Qué se siente pilotando un Fórmula 1?

-Uff, es algo increíble e imposible de describir y mira que lo he intentado muchas veces a mi familia a mis amigos. Por ejemplo en Monza subieron a un actor de 'Juego de tronos', Kit Harington, y estaba con mucho miedo antes, pero al bajarse dijo: ‘No he vivido algo igual en mi vida’, ni una montaña rusa ni nada así. Quizá subirse a un biplaza de F1, sea lo más parecido pero en el monoplaza llevo yo el control. Como en la vida.

0 Comentarios

Normas Mostrar