Orlando Magic: un puzzle cada vez más difícil de resolver

PREVIA ASNBA

Orlando Magic: un puzzle cada vez más difícil de resolver

Orlando Magic: un puzzle cada vez más difícil de resolver

Mucho músculo y talento joven todavía sin explotar en un equipo que lleva desde 2012 sin playoffs y sin aportar ni un jugador al All Star Game.

ORLANDO MAGIC

Entrenador: Frank Vogel

Posible Quinteto: Elfrid Payton, Evan Fournier, Terrence Ross, Aaron Gordon, Nikola Vucevic.

Otros jugadores importantes: Arron Afflalo, Bismack Biyombo, Mario Hezonja, Jonathan Isacc, Wesley Iwundu, Shlevin Mack, Jonathon Simmons, Marresse Speights.

Balance 2016-17: 29-53 (13º en el Este), fuera de los playoffs.

Objetivo 2017-18: Decidir qué hacer con los jóvenes y cobrar sentido como proyecto.

Orlando Magic o uno de los proyectos más evidentemente a la deriva de los últimos años: 2012 fue el último en el que estuvo en playoffs y el último en el que tuvo representación en el All Star Game (Dwight Howard). El pasado verano el equipo invirtió más de 200 millones de dólares en nuevos contratos para crear un equipo al que no se le veía pies ni cabeza y que se cobró durante la temporada la cabeza del general manager Rob Hennigan. Llegó Serge Ibaka en junio… y se fue en febrero. Llegó Jeff Green y tampoco está doce meses después. Y esos 64 millones para Bismack Biyombo por muy inflado que estuviera el mercado…

Los Magic fueron uno de los tres peores equipos de la NBA en tiros de campo, y el penúltimo en triples. Incluso en tiros libres estaban entre los diez menos acertados. Y la llegada de Frank Vogel, arquitecto de una defensa extraordinaria en Indiana Pacers, tampoco frenó la sangría: solo siete equipos defendieron peor, en 25 partidos encajaron al menos 115 puntos (y perdieron 21)… De ese desastre salieron unos Magic que han sido mucho más conservadores, que solo han dado contratos mínimos de veterano a Afflalo y Speights, 12 millones por dos años a Shelvin Mack y 20 por tres a Jonathon Simmons. El resto, los jóvenes. A los que se suman el número 6 del último draft, el muy prometedor Jonathan Isaac, y el 33, Wesley Iwundu. Más madera para un equipo con una batería tremenda de jugadores híper atléticos.

Por mucho que Vogel reconstruya la defensa, cuesta ver cómo podrá producir con fluidez en ataque un equipo que volverá a tener problemas con el tiro exterior y que no tiene una gran estrella que sirva como referente anotador. Esta temporada suena a última oportunidad (al menos en los Magic) para Mario Hezonja, hasta ahora una sonada decepción. Y es un examen definitivo, ya que afrontarán las extensiones de su contrato rookie, para Elfrid Payton y un Aaron Gordon que brilló cuando se fue Ibaka y pudo jugar de ala-pívot (17 puntos y más de 6 rebotes en 21 partidos disputados en su puesto natural y no como tres). Los Magic, en definitiva, tienen que decidir qué quieren ser y cómo quieren llegar a serlo. Si lo logran, ya habrá servido para mucho una temporada con muchas incógnitas… y no muy buenos presagios.

0 Comentarios

Normas Mostrar