Alonso y Sainz por fin pueden respirar

Alonso y Sainz por fin pueden respirar

México

Estaba cantado pero era necesaria la oficialización de las importantes novedades para los pilotos españoles en la Fórmula 1. Fernando Alonso, decida lo que decida, ya no tendrá que soportar el lastre de los motores Honda y Carlos Sainz inicia una nueva etapa en su carrera deportiva al incorporarse a Renault (aunque por el momento sólo en 2018, lo que apunta a una cesión de Red Bull). Buenas noticias, sin duda, para ambos. Difícilmente les irá peor el próximo año y necesitaban de forma apremiante este cambio de paso, un horizonte diferente que reactive su motivación y, sobre todo, les permita refrendar cuál es su verdadero potencial. La única incógnita que queda por resolver en este sentido es la continuidad del asturiano en McLaren, aunque la confirmación se antoja también como un simple trámite.

En esta reacción en cadena he echado de menos una mayor autocrítica por parte de Honda, que se asocia con Toro Rosso (lo que ha facilitado la salida de Sainz) como si nada hubiera pasado. Me hubiera gustado una disculpa más franca y contundente después de haber hipotecado el proyecto de McLaren durante tres temporadas por su indiscutible incapacidad para construir un motor híbrido competitivo. Me resulta indiferente lo que suceda a partir de ahora, para mí lo ocurrido en este periodo será siempre uno de los episodios más vergonzantes de un gran fabricante en la historia de la F1. Ahora sólo nos queda esperar a que Renault imprima una mayor velocidad a su desafío en un escenario en el que deberían verse reforzados. Sería magnífico para Sainz… y creo que lo será también para Alonso.

0 Comentarios

Normas Mostrar

Webs de PRISA

cerrar ventana

© AS Mexico S.P.A.