Estás leyendo

Los hinchas de Cerro Porteño construyen el nuevo estadio

PARAGUAY

Los hinchas de Cerro Porteño construyen el nuevo estadio

Los hinchas de Cerro Porteño construyen el nuevo estadio

El club decidió hacer una innovación social para el relanzamiento de su nueva casa, con la participación de las dos barras más importantes del equipo paraguayo.

Cerro Porteño es un club ubicado en un barrio con alta tasa de desempleo, drogadicción y violencia. Las dos facciones de la barra brava, La Plaza y Comando, mantenían una rivalidad que cobró una vida en 2014. La violencia en el futbol alejó las familias de los estadios, por eso el club decidió hacer una innovación social para el relanzamiento del nuevo estadio.

Luego de reunirse con La Plaza y Comando, contrataron a 40 hinchas, 20 de cada facción, para trabajar como obreros en la construcción de la nueva Olla. Se incorporaron en febrero de 2016 y trabajarán hasta la finalización de la obra, trabajando más de 45 horas a la semana, aprendiendo un nuevo oficio en construcción.

La falta de experiencia frente a los obreros profesionales hizo que los 40 obreros se unan y demuestren que pueden ser igual de buenos. “No tenían preparación ni disciplina, era un riesgo… Pero están rindiendo 30 a 40% más que los demás, llegando incluso a 60% cuando gana Cerro” según el arquitecto del estadio, Alfredo Angulo.

La pasión por el club es un factor determinante en el rendimiento de este proyecto. “Los demás obreros quieren ver plata, nosotros queremos ver nuestro estadio terminado” dijo Juan Vazquez, uno de los hinchas obreros. “Ellos tienen un elemento que ningún otro obrero tiene, es la pasión y el amor por la institución” asegura el arquitecto Angulo.

“Recorrí medio mundo y la verdad que esto es único” dijo Nelson Haedo Valdez, jugador de Cerro Porteño y de la selección nacional, con amplia trayectoria en el futbol europeo.

El nuevo estadio de Cerro Porteño ampliará la capacidad de 15.000 a 45.000 espectadores. A la fecha, han pasado más de 100 hinchas en la obra, ampliando el cupo estable a 60 hinchas obreros.

Esta demostración de pasión ayudó a la dirigencia a vender 100% de los palcos y 80% de los asientos que estaban disponibles para los próximos 5 años.

“Asi como nosotros somos hinchas, somos socios, somos obreros y constructores de nuestro mismo sueño” según Richard Olazar, hincha obrero.

 

0 Comentarios

Normas Mostrar