Estás leyendo

Los problemas no paran de crecer para los Nationals

WASHINGTON NATIONALS

Los problemas no paran de crecer para los Nationals

La fractura de la muñeca de Trea Turner marcó la derrota de los Nationals frente a Chicago Cubs.

Brad Mills

USA Today Sports

La lesión de Trea Turner y una nueva debacle en la novena entrada ponen en entredicho sus opciones en octubre.

Los Washington Nationals son uno de los mejores conjuntos dentro de la Liga Nacional y quién sabe si no termina siendo el mejor cuando todo acabe en los últimos días de octubre o en los primeros de noviembre, dependiendo de la duración de las Series Mundiales. Sin embargo, su récord de 47-32 y una ventaja de 9.5 partidos en el frente divisional no ocultan las dificultades por las que han pasado los capitalinos y cuyas consecuencias se puedan observar cuando llegue el mes de octubre.

Y la inexcusable derrota ante los Chicago Cubs es buen ejemplo de todo ello.

Es verdad que la fractura que ha sufrido Trea Turner en su muñeca derecha será compensada con el mejor ataque de largo dentro del circuito senior, pero los Nationals se pueden encontrar con un serio problema cuando lleguen los playoffs si surge una lesión tan inoportuna como ésta y que afecta a un jugador tan dinámico como su shortstop en un momento tan contraproducente como ese.

Vamos, como cualquier equipo que se precie.

Un vendaval en ataque

La mala fortuna para los Nationals y para todos los aficionados al béisbol va a ser la ausencia todavía por determinar de Trea Turner y justo cuando todo empezaba a encajar para el jugador. Hay que recordar que el año pasado acabó segundo en la votación para el mejor novato dentro de la Nacional por detrás de Corey Seager y si su llegada se hubiese producido antes, quizás hubiese puesto la votación más interesante si cabe porque estamos hablando de alguien que apenas promedió un .342 de media, junto a 13 home runs y 33 robos de base en algo menos de la mitad de la temporada.

A fin de cuentas, estamos hablando de alguien de nivel All-Star y un potencial MVP en un futuro no muy lejano si su evolución se terminaba produciendo.

Desgraciadamente, el Turner nos habíamos encontrado en junio, que había sido capaz de lograr 22 robos de base en el mes y la mejor marca en lo que llevamos de milenio desde las 23 bases robadas por José Reyes en agosto de 2007, había dejado atrás su impaciencia y disciplina todavía por adquirir en las Mayores, para lograr un OBP de .370 y convertirse en un espectáculo por sí mismo para todos.

Aunque quizás Jake Arrieta y Miguel Montero no compartan este comentario.

Desgraciadamente, al igual que pasó con la grave lesión de rodilla de Adam Eaton, que presuntamente le tendrá fuera de los campos durante todo 2017, los Nationals se sobrepondrán a esta contigencia porque Turner tiene que tomar como referencia lo ocurrido con Freddie Freeman, cuya lesión se antoja similar y que puede reducir el plazo inicial de 10 semanas de baja si todo marcha bien en los partidos de rehabilitación que afronta este fin de semana.

Ahora, si todo fuese igual de sencillo con el bullpen y el closer o cerrador encargado de la última entrada…

Un problema persistente

Si algo ha caracterizado a los Nationals, salvo algún período concreto en la era Harper es por un rendimiento irregular en la novena entrada, que está alcanzando cotas insospechadas en 2017. Blake Treinen fue el último protagonista de una historia que se sucede con demasiada frecuencia para los capitalinos y cuya inconsistencia les puede lastrar como ya les ha ocurrido en el pasado.

Ya se sabe, lo que ya ha pasado, está condenado a volver a repetirse.

En un bullpen que ha servido en bandeja seis derrotas a los rivales cuando iban ganando tras ocho entradas, que ha visto como demasiado jugadores han fallado a la hora de hacerse con el mando de las operaciones en la novena… Está claro que el objetivo de solucionarlo de forma interna no termina de cumplirse y ya estamos a punto de iniciar el mes de julio.

Sólo así se pueden entender los fichajes de Francisco ‘K-Rod’ Rodríguez y Kevin Jepsen. Probar suerte y a ver si alguno tiene todavía gasolina en el depósito.

O eso o acudir a un mercado de traspasos al que me temo que se ven condenados a explorar.

0 Comentarios

Normas Mostrar