TENIS | MONTECARLO

Enorme Albert Ramos: a la final y al top-20 tras ganar a Pouille

El catalán doblegó en un partido duro al francés en tres sets: 6-3, 5-7 y 6-1 y jugará ante Rafa Nadal su primera final de un Masters 1.000.

0
Enorme Albert Ramos: a la final y al top-20 tras ganar a Pouille
SEBASTIEN NOGIER EFE

Venía de echar al número uno del mundo, Andy Murray, y al octavo, Marin Cilic. Tenía ante sí la oportunidad de su vida tras haber peleado por las pistas de medio mundo durante sus diez años como profesional. Y no la desaprovechó. Albert Ramos, uno de los que no se rajó en la Davis, jugará su primera final de un Masters 1.000 después de doblegar en Montecarlo al francés Lucas Pouille en tres sets: 6-3, 5-7 y 6-1.

En un partido duro, que se fue a las dos horas y 14 minutos, el catalán jugó con mucha paciencia ante un tenista de 23 años con trazas de top-10, pero que acabó roto ante la confianza que demostró Ramos. Con esta victoria se mete por primera entre los 20 primeros de la ATP. El lunes será, como mínimo, el 19º del ránking, aunque sí gana en la final saldrá en el puesto 14. Este domingo (14:30, Movistar Deportes 2) se enfrentará a Rafa Nadal, que ganó al belga David Goffin.

Con un tenis sólido y rocoso, Ramos abrió el partido con un esperanzador break, aunque Pouille recuperó la desventaja acto seguido. Tras largos peloteos, un revés cortado en el séptimo juego despegó de nuevo al español, que consolidó su posición de privilegio con un ace para el 5-3 y cerró el primer set con otro break.

En el segundo, Pouille buscó la paciencia contra su naturaleza impetuosa y la táctica le dio sus frutos, pero también le desgastó (44 errores no forzados). El galo se llevó la manga rompiendo el saque de Ramos, que estaba funcionando con estabilidad, en el undécimo juego. Pero al barcelonés no le afectó este contratiempo en absoluto. Encadenó un 3-0 en el set definitivo ante un dolorido Pouille, que pidió asistencia médica para que le trataran en la zona lumbar. Después trató de acortar los puntos, pero Ramos no le dejó y barrió para cerrar el triunfo con un 6-1.