ATHLETIC

Yeray, un central de raza

El central de 21 años, la gran sorpresa del Athletic en esta campaña, siempre ha destacado por su ímpetu y atrevimiento que ha sonado incluso para el Barça.

Yeray, un central de raza
JUAN FLOR DIARIO AS

Si hay algo que siempre ha destacado de Yeray Álvarez, central del Athletic que será operado el martes de un tumor en su testículo derecho, es su agresividad, su ímpetu. Se puede decir que es y será un defensa con dos cojones. El de Barakaldo, que cumplirá 22 años en enero, se había ganado un puesto como titular en la zaga de Ernesto Valverde, con el que ha disputado diez partidos de Liga, uno de Copa y seis de Europa League, uno de ellos el de su debut en Sassuolo, en el que se ganó a la afición por su entereza y agallas en pleno desastre rojiblanco.

Yeray llegó a Lezama en 2008 en edad infantil después de despuntar en el Danok Bat, un semillero del Athletic. Fue quemando etapas y destacando por su atrevimiento con balón e ímpetu en las pelotas divididas. Ya en edad juvenil, dio el paso a Tercera, en el Basconia. Y Cuco Ziganda supo apreciar sus virtudes para hacerle imprescindible en el Bilbao Athletic, con el que el año pasado jugó 32 partidos en la Liga Adelante. Al final de la temporada, Valverde decidió que hiciese la pretemporada junto con su compañero de zaga, Óscar Gil, al que ganó la batalla por un puesto y acabó cedido en el Real Oviedo.

El Leganés se había interesado en él para salir cedido, pero Yeray, que tragó saliva tras no ir convocado en las primeras citas, se hizo primero con un hueco en las convocatorias y después con la titularidad. Siempre ha sido un futbolista muy rápido al cruce, demasiado atrevido a veces, pero entendió pronto que había que concentrarse muchísimo en la élite, ya que los errores arriba se pagan muy caros. Su irrupción ha causado tal sorpresa que se especuló con el interés del Barcelona, que Yeray, encantado de la vida en su Athletic, se tomó a risa.

Yeray agradece las muestras de apoyo a través de Instagram

El central quiso agradecer al Athletic, a sus compañeros y a todos aquellos que le han enviado mensajes de ánimo para superar este duro trance que le queda por delante.

El futbolista rojiblanco lo hizo a través de un post de Intagram donde se puede leer lo siguiente: "Gracias a todos por los mensajes y por todo el apoyo. Os lo agradezco mucho. Estoy seguro de que todo va a salir bien y volveré más fuerte".