Temas del día Más temas

Lete: 24 etapas en Galicia

Ya tenemos presidente del Consejo Superior de Deportes: José Ramón Lete, un político a quien las circunstancias le han llevado por la vía del deporte. Lete se quedó sin cargo cuando el PP gallego perdió el gobierno en 2005. Pero, a diferencia de muchos de sus compañeros, tenía buenos padrinos y le enviaron a Madrid para que Esperanza Aguirre le acogiera. Crearon una dirección general para él, y cuando en 2009 el PP recuperó la presidencia en Galicia, volvió al lado de Feijóo para encargarse del deporte. Tuvo la habilidad de ajustar su principal cometido a los gustos de Rajoy —es bien conocida su afición por el ciclismo—, y llevó cinco años la Vuelta a Galicia, donde celebró 24 etapas; a cambio, se comió el marrón del equipo ciclista Xacobeo, creado en 2006, en plena tormenta de la Operación Puerto.

El Xacobeo fue siempre un equipo bajo sospecha. Primero, por ser dirigido por Álvaro Pino, cuyo descrédito era notorio por venir del Phonak, que desapareció por sus repetidos casos de dopaje. Segundo, porque contrató tres ciclistas implicados en la Operación Puerto. Tercero, porque en los controles antidopaje rozaba los límites permitidos. Cuarto: porque sus ciclistas, la mayoría desconocidos, corrían que se las pelaban. A la salida de un Foro Ferrándiz le comenté a Lete estos hechos. No les dio importancia. Poco después llegaron denuncias y positivos. El equipo acabó cerrando, versión oficial, por la falta de patrocinadores, lo cual es verdad, pero porque éstos se dieron cuenta de lo que allí se cocía. Lete, por lo visto, no. Pues no se puede decir que venga impoluto en tema tan sensible.