ATLÉTICO DE MADRID

Con Simeone el primer año siempre fue complicado

El primer año de las nuevas incorporaciones por parte del Atlético siempre ha sido el más difícil. Jackson Martínez, Vietto o Cerci son varios ejemplos.

Con Simeone el primer año siempre fue complicado
JESUS AGUILERA DIARIO AS

Con Simeone es complicado rendir nada más llegar. Esto se puede desprender de los fichajes que ha realizado el Atlético en estos últimos años. La pasada temporada llegaron al equipo jugadores importantes, que habían hecho buenas campañas en otros clubes.

El Atlético fichó a Jackson Martínez, del Oporto, y a Vietto, del Villarreal. El primero se marchó en el mercado invernal a China, al Guangzhou. Apenas hizo dos goles en el campeonato. Simeone admitió su parte de responsabilidad en el hecho de que el colombiano no rindiera. Vietto tampoco lo hizo, aunque estuvo mejor que Jackson: hizo tres goles. Otro de los fichajes estrellas fue Carrasco, quien no empezó a rendir hasta bien entrada la temporada. Ha sido esta campaña cuando el belga sí se está destapando. Necesitó casi un año con el Cholo para hacerlo.

El año anterior llegó Griezmann. El Atlético pagó 30 millones de euros a la Real Sociedad. Su primer tercio del ejercicio fue bastante mediocre. El 21 de diciembre de esa temporada 2014-15 su vida en el Atleti cambió: marcó tres goles al Athletic a domicilio. Y empezó su gran carrera en el Atleti. Necesitó casi medio año para acoplarse.