NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

GRANADA 1-DEPORTIVO 1

Memo Ochoa pasó de maldito a héroe y el Granada logró un empate

El portero mexicano colaboró en el tanto del Depor, pero luego se recompuso y se convirtió en héroe. El Granada rescató un punto 'in extremis' y sigue su racha sin ganar.

MéxicoActualizado a

El Granada-Deportivo se puede resumir en 25 minutos. Casi todo sucedió a partir del minuto 64. Andone adelantó al Deportivo a la contra, el Granada se lanzó a la desesperada a por el empate y el encuentro entró en un estado de locura transitoria en el que los locales pescaron un punto, en gran parte por el error de uno de los asistentes de Undiano, que anuló injustamente un gol de Babel con 0-1 y permitió un desenlace de partido vibrante.

La entrada de Boga agitó el partido, entre Lombán y Tyton hicieron el empate y Ochoa hizo dos paradas milagrosas para salvar al menos un punto y mantenerse a seis de la permanencia. A priori, el botín para los locales es del todo insuficiente. Pero a posteriori el empate es un mal menor. Mostró más deseos de ganar el partido el Granada. Pero fue el Deportivo quien lo tuvo en la mano.

Andone abrió el camino a los gallegos en una contra (minuto 64). Una pérdida de Uche la rentabilizó al máximo el equipo de Garitano. Çolak lanzó la contra y Andone, que necesitó dos remates para definir ante Ochoa, firmó el 0-1.

Babel hizo el 0-2 poco después, pero el asistente de Undiano levantó la bandera de forma errónea y dejó con vida a los locales. El Granada, sabedor de que esta derrota le dejaba en la lona, apeló a la heroica. Y convirtió el partido en un ida y vuelta sin control. Un correcalles frenético. Lombán hizo el 1-1 y Boga, Barral y y Lombán rozaron el gol del triunfo. Pero nuevamente estuvo más cerca de marcarlo el Deportivo, que desperdició dos contras clarísimas en las que Ochoa se hizo gigante y firmó dos grandes paradas, la primera a Bruno Gama y la segunda, milagrosa, a Guilherme.

Antes de ese loco último tercio de partido el encuentro estuvo comandado por la necesidad, el miedo a perder de ambos equipos y el férreo control de las pizarras. Florin Andone dio dos tímidos avisos muy pronto. Luego el Granada se recompuso, asumió el control y tuvo el gol en la cabeza de Pereira. Los locales dieron un paso al frente en la segunda parte y dieron dos sustos por medio de Carcela y Pereira.

En el minuto 64 llegó el gol de Andone y, a partir de ahí, el partido enloqueció. Alcaraz y su equipo tocaron a rebato y el desenlace ya lo conocen. El punto no deja satisfecho a nadie. El Granada, cuatro puntos sobre 33 posibles, se resiste a tirar la toalla. El Depor se lamentará durante días del error de Undiano y su asistente...

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?