MOTOGP I GP REPÚBLICA CHECA

Peligro para Lorenzo: 90% de lluvia para la carrera

Su vuelta al podio en Austria debería tener continuidad en la cita checa, donde ganó en 2015, pero sólo si se adapta al agua.

Peligro para Lorenzo: 90% de lluvia para la carrera
Mirco Lazzari gp Getty Images

Aseguraba Lorenzo ayer en el comunicado oficial de Yamaha que su recuperación era cuestión de tiempo. Es cierto que con su tercero de Austria cortó una hemorragia que le mantenía fuera del podio desde hacía tres carreras, pero ahora el mallorquín se enfrenta a otro desafío en Brno: la lluvia. Es así porque las previsiones dan un 40% de probabilidad de chubascos para el viernes por la tarde, de sólo el 10% para el sábado y del 90% para la mañana del domingo, el día de las carreras. Y sus últimas actuaciones en mojado han sido desastrosas por falta de confianza, como él mismo reconoció.

La última vez que tuvo que correr de principio a fin en lluvia fue en Assen y allí le resultó un drama. Llovió tanto que Dirección de Carrera se vio obligada a sacar la bandera roja, momento en el que el campeón rodaba en una triste decimonovena plaza. En la segunda y definitiva manga, no iba mucho mejor, pero supo mantenerse en pie y con tanta caída como hubo acabó rascando la décima posición. Eso le permitió meterle seis puntos más a Rossi, que se cayó cuando lideraba, y perder catorce respecto a Márquez.

A la siguiente cita, la de Sachsenring, se empezó la carrera con asfalto mojado y, aunque luego se acabó corriendo en seco, allí también naufragó, al ser sólo decimoquinto y emitir muy malas sensaciones. Viendo cómo le ha ido en el pasado en lluvia, logrando incluso victorias (Francia 12, España 11 y Francia 09), es de esperar que antes o después el mallorquín también vuelva a ser competitivo en circunstancias de mojado.

No hace mucho tiempo, en octubre del año pasado, iba a ganar bajo la lluvia en Motegi con una amplia ventaja, pero que se fuera secando la pista le jugó una mala pasada y al final tuvo que conformarse con la tercera posición, tras Pedrosa y Rossi. Si Lorenzo quiere revalidar el título, bastante cuesta arriba en la actualidad al sacarle Márquez 43 puntos al frente de la general de MotoGP, tendrá que volver a ser competitivo también en lluvia y Brno puede ser la primera de las oportunidades para hacerlo.