NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

JAMAICA VS MÉXICO

Kingston, búnker anti-COVID

La isla es, actualmente, uno de los países americanos con medidas más estrictas para contener al COVID-19. La capital luce ajena al partido entre 'Reggae Boyz' y 'El Tri'.

KingstonActualizado a
Kingston, búnker anti-COVID
Eduardo López

No parecen las vísperas de un partido de fútbol de importancia crítica en Kingston. La pandemia del COVID-19 está lejos de terminar en un país que aún está expuesto al coronavirus de Wuhan y sus variantes. Y es que a pesar de los estrictos controles sanitarios para entrar a la isla y las medidas de movilidad reducida ya dentro de ella, la pandemia todavía sigue activa en un territorio que solo ha podido vacunar completamente al 21% de su población, de acuerdo al vaccination tracker del New York Times. Es por ello que las tribunas del Independence Park estarán vacías para el partido de clasificación al Mundial de Qatar 2022 que sostendrán Jamaica y México este jueves 27 de enero.

Jamaica es una de las naciones del continente americano que tiene en vigencia las medidas más estrictas para contener el COVID-19. Para entrar a la isla es indispensable que el visitante presente una autorización de viaje (un formato en el que aporte datos personales y médicos), prueba negativa (PCR, o antígenos), y un certificado que acredite el esquema completo de vacunación. Es posible que algunos pasajeros sean sometidos, de forma aleatoria, a revisión por escáner de su condición física y a nuevas pruebas PCR antes de pasar por los controles migratorios. Si el examen arroja resultado positivo, sin importar que la prueba de requisito muestre el resultado contrario, el pasajero deberá entrar en confinamiento forzado en su alojamiento.

Hasta hace unas semanas era obligatorio realizar una cuarentena de 14 días al llegar al país; ahora, no, pero se recomienda a los foráneos evitar traslados continuos. En algunos casos, dependiendo de la ubicación del alojamiento y de los datos proporcionados, el visitante estará obligado a no salir de los 'corredores resilientes': zonas principalmente turísticas alejadas de los sectores urbanos. Hay alojamientos que no están incluidos en la lista de autorización de viaje del gobierno de Jamaica, por lo que las restricciones de movilidad podrían aplicar a quien declare su estadía en alguno de ellos.

Ampliar
Eduardo López

Partido en silencio

Kingston es una ciudad en reposo. En extremo cuidado. Hay filtros de toma de temperatura y aplicación de gel antibacterial en todos los edificios y establecimientos, uso obligatorio de mascarilla en interiores, y toque de queda en algunas regiones. Además, la mayoría de los restaurantes/cadenas de comida rápida no permiten consumo en el sitio; solo están habilitados los servicios de pedido para llevar y entrega a domicilio. La ciudad del reggae se ahoga en el silencio roto de cuando en cuando por las bocinas de las motocicletas, mismas que resonarían si el partido del jueves escapara al COVID-19. Como en El Salvador o Costa Rica. Pero no. De hecho, la Selección llegó a su hotel de concentración en Kingston sin que un solo aficionado los esperara. Entorno anti-climático: en las calles no hay un solo cartel, aviso o publicidad que remita al encuentro pese a que los 'Reggae Boyz' aún mantienen posibilidades de acceder al Mundial de Qatar.

Según datos del New York Times, el 25% de la población jamaiquina ha recibido al menos una dosis de alguna vacuna en contra del COVID-19; solo 0.6% se ha inoculado en tres ocasiones. La Universidad Johns Hopkins calcula que la isla ha sufrido 121,436 contagios y 2,609 muertes a causa del coronavirus, cifras elevadas para un país de apenas 2.7 millones de habitantes.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?