Chivas

Chivas Femenil no quiere que las emociones le ganen

El equipo varonil fue rebasado por la intensidad en el Clásico ante Atlas y el “Chore” Mejía pone atención en ese tema para que no le pase contra América.

México
0
Chivas femenil
Cristian De Marchena MEXSPORT

Experimentar en cabeza ajena es lo que busca Chivas Femenil, de cara al Clásico Nacional del próximo lunes, frente al América. Al equipo varonil le rebasaron las emociones en el partido contra Atlas y terminó con dos expulsiones que sentenciaron la derrota por 1-0. Ahora, el técnico Edgar Mejía pone especial atención en ese aspecto para que no le pase a su equipo.

“Es una semana medular por el tipo de partido, pero el grupo ha madurado torneo con torneo. He hablado con las jugadoras lo que voy a comentar: es su mérito de ellas el ponerse en situaciones de presión, tensión y estrés. Para muchos equipos es como algo inesperado o nuevo, pero aquí no, ellas saben que aquí hay presión, tensión estrés y hay que convivir con eso porque eso significa estar acá. Mi trabajo es canalizar esas emociones lo mejor posible para que no nos desbordemos”, explicó.

“Emociones hay y muchas de todo tipo, hay mucha ilusión, mucha expectativa. Está padre para la gente, está padre para el cuerpo técnico, pero las jugadoras no se pueden dejar llevar por el entorno, debes seguir con esa emoción, pero sin que te rebase. Ellas están convencidas, estar en posiciones de presión es un privilegio. Ellas se pusieron en el escaparate y deben saber convivir con eso. Están preparadas, falta para que el equipo esté completamente maduro, pero es un privilegio tener presión, no hay mejor lugar para tener reflectores que aquí en Chivas. Así lo manejamos”, añadió el “Chore” Mejía.

A lo largo de su plática con los medios, insistió en el manejo emocional. “Considero que una de las cosas que estamos trabajando, no lo dejamos de hacer, pero siendo honesto había que retomarlo al 100 por ciento, son los esfuerzos. El esfuerzo parte de que todas tienen el compromiso de correr, de quitar el balón, de brindarse al máximo y darlo todo. Después, entra lo táctico y cómo poder hacer daño. En estos partidos, sin llegar al desbordamiento de emociones, que puede pasar, las jugadoras en su proceso de madurez van bastante bien. Que se pongan de acuerdo, que ellas mismas solucionen dentro de la cancha. En estos partidos es más que disfruten, que sepan que la compañera va dar todo por ti, mientras cada una se preocupe por brincar por la otra compañera, puede marcar la diferencia a favor totalmente”, afirmó.

Guadalajara llegará con dos derrotas en los últimos tres partidos. “Lo que te puedo decir de nosotros es que la confianza nunca la hemos perdido. Es parte de un torneo, obviamente quisiéramos ganar todos los partidos, como cualquier equipo, pero es la realidad, llevamos dos derrotas, pero también más victorias que derrotas. La confianza nunca la hemos perdido, es cosa de que unas veces no hemos estado tan finas, se ha jugado bien y perdido. La confianza tratamos de mantener a tope, las veo convencidas, con mucho ánimo de jugar el partido y trabajando, porque previo a estos partidos se debe hacer una semana espectacular. Eso significa no guardarse, al contrario la semana tiene que ser mortal para que cualquier escenario que se presente ya lo hayan entrenado”, señaló el “Chore” Mejía.

“No sé quién exactamente va a jugar, algunas jugarán su primer Clásico. Cuando uno como jugador le toca un primer escenario así y ojalá que venga mucha gente, hay que disfrutarlo. Los Clásicos es cuando más solo tiene sientes en la cancha, sólo tienes a tus compañeros y sabes que este partido estás conectado. Antes de salir a la cancha siempre hay motivación, un discurso de ellas, un discurso mío, pero sin el afán de que salgan desbordadas y hacer cosas que no, hay motivación que nos sirve como equipo para nutrir el esfuerzo común. Si todas salen a dar el máximo y hacer su mejor partido como equipo es lo principal. Ese día tenemos por reglamento que todas estén en su mejor versión, que los zapatos estén impecables, en este tipo de partidos hay que salir con las mejores garras a jugarlo. Nos gusta, nos emociona y para mí dirigir estos partidos siempre va a ser especial”, concluyó.