Chivas

Atzimba Casas: “Jugar en Chivas es un sueño”

La delantera del Rebaño Sagrado femenil recuerda que de pequeña veía los partidos del Guadalajara y admiraba al goleador histórico del club, Omar Bravo.

México

Chivas es mucho más de lo que imaginaba. Cuando era pequeña, Atzimba Casas se sentaba frente al televisor para ver los partidos del Rebaño Sagrado. Su familia es rojiblanca y el cariño por los colores lo trae desde niña. Admiraba a Omar Bravo, máximo goleador en la historia del club. Soñaba con un día conocer ese lugar dónde jugaba el equipo. Hoy es futbolista del Guadalajara y confiesa que vive un sueño.

“La verdad estar aquí ya dentro de la institución ha sido como un sueño, ha sido algo que ha superado mis expectativas completamente. Llegué con una idea, al igual como yo tengo una historia detrás de mí, llegué con una idea de lo que sería jugar con una institución diferente, pero aquí sí ha superado mis expectativas”, explica.

“Sobre todo lo que es dentro de mi familia, me acuerdo que de chiquita veíamos mucho los partidos de las Chivas. Yo como delantera siempre me ha gustado cómo jugaba Omar Bravo. Eso es algo que siempre decía, me gustaría venir, conocer dónde juegan y todo. La verdad ha sido algo completamente inexplicable para mí”, agrega la delantera que llegó como para el actual Torneo Grita México A21.

El Rebaño Sagrado es muy distinto a lo que vivió con FC Juárez. “Creo que ha sido completamente diferente, no malo ni bueno, sólo experiencias completamente diferentes en las dos instituciones donde he estado. En el tema de reflectores, Guadalajara es una ciudad mucho más grande, más de 5 millones de habitantes y un club con más de 100 años de existencia, con más fans, se siente la diferencia de reflectores. Chivas no sólo es conocido aquí, sino a nivel mundial”, detalla Atzimba Casas.

Por otra parte, la delantera relata que en Chivas ha encontrado también la posibilidad de vivir del futbol y confía en que otras instituciones poco a poco brindarán esa oportunidad a sus jugadores, que debido a los bajos salarios, muchas veces tienen que buscar otro empleo fuera de las canchas para poder cubrir los gastos que tienen.

“La verdad es que yo no puedo hablar por todas las jugadoras de la Liga, puedo hablar sólo de mi experiencia propia. Creo que a la par, en mi experiencia me ha sido facilitado en lo personal que yo sí pueda jugar y enfocarme en el futbol al 100 por ciento. La institución en la que estoy ahorita sí nos da ese tipo de apoyo y nos ayuda por ejemplo estamos en el Estadio, aquí entrenamos, aquí hacemos todo. Nos dan esa ayuda para poder enfocarnos en el futbol ahorita que es nuestro trabajo”, afirma.

“Creo que ahorita nuestra posición es muy buena, estamos como club pavimentando el camino para que otros equipos sigan a la par y puedan brindar ese mismo apoyo. En cuestión de la institución, nos toca vivir prácticamente aquí en el estadio, aquí comemos, tenemos gimnasio, eso es algo que veces no puede ofrecerse en otras instituciones, es una diferencia muy marcada, estamos pavimentando, somos las pioneras en el futbol femenil para que otras instituciones vayan a la par”, concluye Atzimba Casas.