El Granada de Memo Ochoa se aferra a la salvación a costa del Alavés

  • 1ª Parte
  • 15'
  • 30'
  • 2ª Parte
  • 60'
  • 75'
  • 90'
Granada

37' Wakaso

44' Carcela-González

52' Isaac Cuenca

62' Sale Andreas Pereira entra Foulquier

70' Sale Hongla entra Vezo

77' Uche

80' Héctor

82' Gastón Silva

81' Sale Héctor entra Aly Mallé

90' Sverrir Ingi Ingason

92' Isaac Cuenca

Alavés

11' Vigaray

23' Óscar Romero

29' Daniel Torres

56' Camarasa

58' Sale Vigaray entra Kiko Femenía

72' Sale Deyverson entra Ibai Gómez

82' Sale Krsticic entra Christian Santos

90' Kiko Femenía

92' Katai

93' Alexis

Mexicanos en el Mundo

El Granada de Memo Ochoa se aferra a la salvación a costa del Alavés

Wakaso adelantó al Granada antes del descanso, y Cuenca llevó la tranquilidad con el segundo. Pero un rápido gol de Camarasa mantuvo la emoción hasta el final.

El Granada se agarra con uñas y dientes a Primera. El equipo de Lucas Alcaraz logró la tercera victoria seguida en casa y pone la zona baja al rojo vivo. Wakaso y Cuenca cazaron dos goles desde fuera del área y los rojiblancos aparecen empatados a puntos con el Deportivo, que tiene dos partidos menos, y a dos del Leganés, que les aguarda este sábado en Butarque. El Alavés llegó tarde al partido y sólo puso oposición en la última media hora. Pellegrino tiró de rotaciones y el plan B no le funcionó. Los suplentes, a excepción de Romero, que sí se rebeló y reclamó más protagonismo, seguirán siendo suplentes.

Todo el hambre que se vio en Los Cármenes en el primer tiempo lo puso el Granada, que volvió a ser el equipo de los últimos partidos en casa ante Las Palmas y Betis. Aguerrido, presionante, pisando continuamente campo rival y basando todo su ataque en la inspiración de sus dos jugadores bandera: Carcela y Ramos. El colombiano dio el primer aviso tras una jugada muy embarullada dentro del área. Su remate lo sacó Pacheco. La insistencia local encontró recompensa en el minuto 38 cuando Wakaso cazó un rechace para marcar con su poderosa zurda. Minutos después Carcela pidió penalti por mano de Feddal, pero Iglesias Villanueva evidenció una vez más que ni los propios colegiados tienen claro cuál es el criterio a seguir con las manos que se producen dentro del área. Una galopada de Theo que no encontró rematador y un disparo postrero de Katai fueron los únicos rastros que dejó el Alavés a Ochoa en toda la primera parte.

Salió cuesta abajo también el Granada en el segundo tiempo. La sociedad Ramos - Carcela fabricó una jugada de gol que Pacheco desbarató con una gran parada al marroquí. Poco después Cuenca cazó un rechace en la frontal y definió con un derechazo soberbio. 2-0. Sin embargo, la temporada no permite ninguna licencia extra al Granada, condenado a sufrir hasta el final. La zaga rojiblanca se tragó la llegada de Camarasa desde segunda línea y el talentoso mediapunta aprovechó el buen servicio de Romero para ponerle pimienta al partido (2-1, minuto 57).

Camarasa despertó a su equipo y Pacheco lo mantuvo a flote. Carcela y Adrián Ramos fabricaron otra jugada de gol que el colombiano estrelló en el larguero y el meta blanquiazul salvó con otra gran parada un mano a mano ante Carcela. Tuvo el Granada el partido para abrocharlo muchos minutos antes del final y acabó reteniendo los puntos gracias a un error del asistente de Iglesias Villanueva, que anuló mal un gol legal de Camarasa. Pudieron igualarlo Feddal, de cabeza, e Ibai, que estrelló un derechazo en el poste. El final del partido fue un caos, expulsiones incluidas en el descuento de Katai y Alexis. El Granada respira y el Alavés se aleja de esa séptima plaza con la que sueñan en Mendizorroza.

Pellegrino: "Sabíamos lo importante que era el partido para el rival"

“No hemos entrado del todo conectados en el primer tiempo. Nuestra obligación y mi trabajo es que el equipo entre activado. Sabíamos lo importante que era el partido para el rival; pero nuestra desventaja no fue tanto a nivel futbolístico como a nivel de disputa, y en esos pequeños detalles estuvo la diferencia. Luego cuando agarramos el balón estuvimos mejor pero ya era tarde, estábamos dos a cero por debajo en el marcador. Uno puede perdonar en las segundas jugadas como nos sucedió pero también hay que valorar que fueron disparos ajustados, así que también hay que ver cuando el rival se impone. Nosotros tenemos que mejorar en este tipo de detalles para la próxima vez”.

0 Comentarios

Normas Mostrar